Historia de mi vida

Por Alexander Anthony
Enviado el 13/04/2014, clasificado en Reflexiones
451 visitas

Marcar como favorito

Cada uno de nosotros llegamos a este mundo, bajo cualquier causa o circunstancia más no llegamos en el momento indicado ni en la mejores condiciones. Te conviertes en la felicidad de la familia, compensado la ausencia de aquel que ya falleció.

Pasan los años, se acercan las viscisitudes. Apenas el médico dictamina un diagnostico, tu futuro se vuelve gris, se vuelve incierto, tus padres ni muchos menos los demás familiares no saben que hacer. Junto a ti avanzan día a día con la esperanza de superarse y llegar a ser alguien grande. Ese momento que tal vez ya haya quedado en el pasado, siempre permanece latente condicionando tu presente. Lo peor de tener cualquiera que sea la condición es tener que sufrir los perjucios de la sociedad, ser discriminado, juzgado sin ningun porque y tener que aguantar el bullying llenando de resentimiento mi alma hacia quienes han hecho de mi vida, amarga.

Pero meditandolo bien es algo mental, de sentirse bien consigo mismo de ver las cosas de manera distinta para sentirte liberado y romper esas cadenas que te tenían condenado a una vida de depresiones, baja autoestima, desinteres por las cosas entre otras. Ahora con más claridad puede uno entender que aquellas personas que trataron de hacerte mal fueron aquellas que se encargaron de alimentar al gran YO que hay por dentro para darse a conocer a si mismo y de lo cuan valioso que es uno como persona. Es justamente hay cuando te das la libertad de ser mejor persona, de poder motivar a otras personas con tu ejemplo. 

Todos en el mundo tenemos un lugar especial donde debemos estar con el cual quieres compartir con los demás y de la misma manera lo quieren hacer esas personas para contigo. Porque quieres impactar y marca la vida de muchos como la de muchos te han marcado la vida a ti. Realmente somos un libro abierto, lleno de misterios y secretos donde siempre salen a relucir mis pensamientos, más son los pocas las personas que se toman el tiempo o la molestia para conocernos mas a fondo y saber cuales son nuestros sentimientos.

A pesar de las dificultades sumado de gente pedante en esta lucha constante e insesante, no agachar la cabeza es fundamental para continuar y omitir esas molestas para dar a conocer lo transcendental que no puede llegar. Recuerda, es tu decisión a donde quieras llegar pero de ti dependera las barreras que quieras traspasar.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com