A la altura y en libertad

Por Juan TOMÁS FRUTOS
Enviado el 04/05/2014, clasificado en Poesía
175 visitas

Marcar como favorito

Independizas mi ser

sin urgencias, dándome

esa taza de té

que nos endulza

con reglas de oro

que son en las noches

de la vida misma.

Te recojo con ese brillo

que nos apasiona,

dando lustre a unos cuerpos

que resurgen

con voluntad de futuro.

Haces de mí una excepción

en positivo, un deseo único;

y me recreas en lo extraordinario,

que así veo hasta lo sencillo

por tu intervención divina.

Miro hoy el Sol

con otra cara, más feliz:

lo soy porque me ofreces

un millón de razones,

puede que infinitas,

para entender la vida.

Nos hemos de comprometer

a sostener una etapa sencilla y natural,

pero llena de autenticidad y bondad,

de solidaridad, de entrega personal

y hasta colectiva, cargada de frutos.

Me liberas,

y, en esa autonomía, soy más yo,

confundido contigo, reconocido,

más unido a ti de lo que pensé.

Ya estamos a la altura de lo imaginado.

Juan T.



Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com