Mi Mejor Amigo!

Por Mariposa
Enviado el 25/06/2014, clasificado en Adultos / eróticos
74496 visitas

Marcar como favorito

Era una tarde de viernes como cualquier otra hasta el momento en el que sonó mi celular, era el, mi mejor amigo, aquel que se puede perder días, semanas, meses o incluso años y cuando regresa solo basta con mirarnos a los ojos para saber que no ha cambiado nada... Quedo en visitarme esa noche.

Llegue a mi apartamento y 10 minutos después llego el, alto, moreno, cuerpo espectacular, ufff divino como siempre, trayendo en su mano mi helado favorito, nos sentamos en la sala con la puerta abierta y hablamos mientras me comía mi helado, un momento después fui a mi habitación a quitarme el uniforme, me coloque un vestido corto, sin tirantes lo suficientemente transparente para revelar que no llevaba brasier, seguimos conversando, acariciándonos una que otra vez, nos tocamos las manos muy suavemente, en ese momento ya había un ambiente de sensualidad y mucho deseo, me pregunto si quería cerrar la puerta, sin pensarlo dos veces me levante y la cerré suavemente, él se levantó y fue hacia mí, se acercó me abrazo por la espalda apretó su cuerpo contra el mío era maravilloso sentir su pene grande y duro contra mi trasero eso fue suficiente para que mojara mi diminuta panty, bajo la parte superior de mi vestido acaricio mis seno en ese momento ya no podía pensar solo podía sentir como vibraba mi cuerpo de deseo, me dio media vuelta y nos besamos apasionadamente, tenía mis pechos desnudos junto a su cuerpo, el bulto de su pene se veía inmenso a través de su jeans lo recostó a mí y enloquecí por sentirlo, se quitó la camiseta y dejo al descubierto sus brazos y pecho fuerte, se quitó el pantalón y le ayude a quitarse su bóxer acaricie su pene grande, duro, delicioso mientras el chupaba uno de mis senos y acariciaba el otro, luego agarro mi gran trasero con sus dos manos un minuto después bajo mi panty y toco mi humedad, introdujo uno de sus dedos y mi cuerpo se estremeció se me escapo un gran gemido luego introdujo otro y enloquecí de deseo, ya no aguantaba las ganas de sentirlo dentro de mí, lo guié entre mis piernas y me dedique a disfrutar como me penetrara suavemente, como me introducía su gran pene una y otra y otra vez, sentía un fuego recorrer todo mi cuerpo, mientras él me tenía recostada en la puerta metiendo y sacando su pene en mi vagina, mordisqueando mis pezones, yo agarraba fuerte sus brazos me sentía mareada, era una sensación que nublaba mi mente, él se movía fuerte y yo quería más y más y el me complacía dándome mas, me hizo venir como nunca lo había hecho, al tiempo que el llenaba mi vagina de su semen caliente, luego me abrazo y beso tiernamente...

Minutos después estaba nuevamente sentada con puerta abierta conversando con… Mi Mejor Amigo!


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... FarmaToday
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com