VIDA.

Por Benjamin.J.Green
Enviado el 08/07/2014, clasificado en Varios / otros
295 visitas

Marcar como favorito

He sido amamantado por esa maldita puta que algunos llaman

vida, chupe de sus grandes pezones oscuros, hasta hartarme

de leche, chupe hasta hacerle sangre, de tanta la ansia que

me poseía, acabe por devorar sus pechos, mientras me chorreaba

la sangre por la barbilla, me convertí en un caníbal de la vida.

Transgresor irreverente, violador de la idea virgen y pura, que

ya nunca mas podrá mirarse en un espejo sin sonrojarse, pensando

en lo que le he hecho.

Carne de cañón negra y infestada de gusanos, es la imagen que

recuerdo de mi conciencia, solo valida para almacenar horrores

sin nombre, horrores que viven en los recovecos de mi sala

de estar, que me acechan, intentando morderme el culo, en cuanto

me despisto un poco.

Con mi polla metida en su garganta, mi dulce alma intenta decirme

algo, cosa que me importa una mierda, así que empujo aun mas

a ver si se atraganta ya de una vez, no soporto sus lloriqueos,

ni sus sufrimientos tontos, siempre sensible y amante, espero que

de esta se quede callada un buen rato, seria un alivio.

Que me importa a mi lo que pienses, si solo estas aquí porque ha

de haber de todo en un mundo, en mi mundo, mío, mío y solo

mío.

Como un junkie de la existencia salvaje, busco por los rincones de

de mi infierno algo nuevo, que me haga llegar al cielo, donde espero

encontrarme con ese, si ese que se hace llamar, el creador, me reiré

en su cara, ¡creador!, ¿creador de que?.

De un mundo donde el puto, el simple, el pobre, el honrado, el indefenso

y el bueno siempre son los últimos pringaos, un mundo donde por lo visto,

una de sus creaciones anda jodiendo a todo aquel que se le ponga a tiro,

pues vaya creador, porque no confiesa que el día que "creo" toda esta

basura, estaba hasta el culo de farlopa y de burbon, solo hay que 

mirarle la geta para darse cuenta que el tipo aquel, no esta bien, se ve

que tanta omnipresencia le ha dejado el cerebro mas frito que el de

un pedrusco.

Tarado, solo tienes que darte una vuelta por tus dominios, una vez

haya caído la noche, en cualquier arrabal de una gran cuidad de tu 

mundo, claro que si prefieres asistir a reuniones de altos ejecutivos,

es problema tuyo, es la misma mierda, con otro disfraz.

Como esta macedonia de ruidos, gritos, explosiones, que siempre

se encuentra al borde del abismo y que por una extraña razón, nunca

acaba de caer en el, así me siento, sentado al borde del precipicio,

pensando en el tiempo que tardaría en llegar al fondo, con todo este

lastre en mis bolsillos que paseo patéticamente por las sucias y apestosas

calles de esta asquerosa cuidad.

Hoy mi rabia no disminuye mientras escribo, hay días que no debería

sentarme a escribir, mis manos cuentan cosas, que mi boca nunca 

admitiría, pero estoy fuera de mis casillas, por alguna razón que aun

no entiendo muy bien.

Mi alma huye de mi, mi conciencia esta moribunda en algún rincón olvidado

de uno de mis infiernos, mi memoria no hace mas que molestarme con

chorradas y cosas que ya no quiero saber, cuanto me gustaría poder

arrancarme de la cabeza todas las cosas que me molestan, pero por lo

visto no se puede, sin perder la vida en el proceso, que asco.

En realidad creo que estoy enfadado con el mundo y como se que el

no tiene la culpa de lo que me pasa, es aun peor, no debería mirarme

en aquel espejo, la verdad duele demasiado y mas si es la propia.

(Hoy he tenido un mal día, no me lo tengáis en cuenta)


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... FarmaToday
TvReceas - Videos de recetas de cocina Cristina Callao