La Selección... cuánto fútbol!!

Por A.Gitión
Enviado el 11/07/2014, clasificado en Poesía
302 visitas

Marcar como favorito

(ejercicio visual, busca... busca...)

Del bosque surgió una noche

con distinguida figura,

provisto de su armadura,

Don Pedro Rodriguez de Koke;

de hábil manejo en estoque

cuando a una res se le mata,

pero la empresa en contrata,

no es rematar un carnero

consiste en ser el primero

que recupere la plata

 

Esa plata que hoy conserva

tras las torres de una villa,

compuesta de cien casillas,

un palacio y bien de hierba,

el conde de Azpilicueta;

hijo de reina flamenca

tan buena como la penca

tan bella como es el alba,

como unos ramos de malva,

como una costa ibicenca.

 

Dicha plata fué prestada

por Don Alonso de Gea,

que dice que lo apadrea,

si aquella plata arrendada

no se le vuelve doblada,

al galante caballero,

que logre llegar primero

a la ciudad de ese conde,

celoso de lo que esconde;

el parné del usurero.

En busca de recompensa

marchose el caballero,

a ver si llegaba el primero

y así ese viaje, compensa.

Tan generosa dispensa

merece cruzar la sierra,

la de Cazorla y la costera;

A las puertas de la ciudad

si les cuentan la verdad,

la ciudad; .como cualquiera.

 

No terminó de llegar

hasta el llavín de la puerta

y picó porque fuera abierta

-¿¡ Quién le permite pegar ¡?,

¡que me lo va despegar!...

¡Pique, pique!... ¡y me silva!.

-Pues doble la donativa

y zanjamos aquí el problema.

-Insita entonces; no tema

que perderá las manitas… 


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com