MOMENTOS INSEPARABLES

Por J.M.Y
Enviado el 29/08/2014, clasificado en Drama
485 visitas

Marcar como favorito

Era el momento del break, después de una clase tan acaudalado de historia, eran esas clases en las que estaba muy atento y sin que dos de mis modestas amigas me molestaran, ellas sabían que ese era mi punto débil, inquietarme en la clase de historia que era donde más me gustaba. Habitualmente andábamos solamente los tres, yo, Daniela y Aldana, ambas muchachas muy distinguidas, y envidiadas por las demás. Daniela era muy blanquiñosa con un cabello castaño y unos ojos marrones, nosotros le decíamos (blanquiñosa desabrida) por qué cada guachafito se le lanzaba, y Aldana era una modelo y anfitriona en casinos. Nos conocimos ni bien empezó el primer día de clases de la universidad, formamos una empatía inmediata que pareciera que nos conocíamos de antes, nos cuidábamos como hermanitos, ya que estábamos hasta tercer ciclos juntos, inseparables. Culminando cada clase nos íbamos a un parquecito enfrente de la universidad, casi escondido por muchas casas, quedaba el parque “alcanfor”. Hay era nuestro punto de concentración para darle vida a un alucinante tronchito de marihuana que era lo que más nos apetecía, sentados en los bancos de aquel parque dejábamos que nuestras mentes se oscilaran de todo, eran nuestros mejores momentos, hablábamos estupideces, huachaferías, veíamos pasar a la gente y nos burlábamos de lo mal vestidos que estaban, siempre a ritmo de la mítica música de Bob Marley en su canción “is this love”, lo recuerdo muy claramente cuando movíamos nuestros cuerpos poseídos por el cannabis haciendo efecto en nuestras alucinadas cabezas. Que bien me sentía- en aquellos momentos pensando en toda esa naturaleza, me sentía un hippie pacifista.

Ya fumábamos diariamente, nos estamos jodiendo! decía Aldana con unos ojos cansados y completamente rojos. A la mierda la vida es una hay que disfrutarla decía Daniela, claro que se jodan los demás dije yo y nos reíamos. Muchas veces Aldana iba a trabajar en ese estado alucinado, y a veces no se daba cuenta cuando un aprovechado se quería sobrepasar con ella.

Éramos una verdadera manada de compañeros reunidos en el alcanfor, dejando que el cannabis nos alucine un poco, De pronto a la derecha y izquierda una acorralada- de mierda, un grupo de oficiales embestidos con arma en mano, como si de ladrones se tratara, nos llevaron a la pared, nos rebuscaron los bolsillos a ellas les buscaba una mujer oficial toda gorda. Y a los demás varios oficiales con cara poco amable.

Terminamos en el departamento de oficiales a ver si teníamos algo que ver con toda esa marihuana que teníamos, nos quitaron todo, “al carajo” dijimos muertos de hambres de mierda, solo quieren fumárselo. Nos regresamos de frente a la universidad algo lucidos ya, nos comimos algo, nos reímos de lo que paso y mandamos a la mierda todo.

Mis mejores amigas que conocí, de tantas cosas que ocurrieron. Ahora ya casi no nos vemos mucho, Daniela opto por estudiar de noche, de día trabaja como diseñadora en una editorial pequeña, y con Aldana casi esporádicamente nos vemos, en la tarde ya que lleva cursos en ese horario, y es más acordamos volvernos a juntar en el cumpleaños de Daniela, y a recordar aquellos momentos inseparables.

 Dedicada a- María Laura y Estefany. por los momentos inseparables.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com