Bad Boy © (Erótica) [+18]

Por Adyyou5
Enviado el 03/09/2014, clasificado en Adultos / eróticos
23543 visitas

Marcar como favorito
Relato patrocinado por:
MiPlacer.es - tienda erótica orientada a la sexualidad femenina
Envíos rápidos y discreto a España Peninsular. Asesoramiento, buenos precios. Compra con seguridad y confianza.

Aviso: Esta obra está registrada en safecreative, protegida con derechos de autor (además de estar registrada en otras páginas web como Wattpad.com ) Queda prohibida la adaptación y/o plagio de esta obra, parcial y/o entera. Gracias :)

---------

Prólogo

Estaba en mi cama. Me acababa de despertar. El maldito sonido del despertador me hizo salir de mi sueño con mi vecina, un sueño erótico por cierto. Ella tenía ese efecto sobre mí.

Me levanté exhausto, era la tercera vez que soñaba con hacer un trío, con aquellas zorras que me la chupaban como si la vida les fuera en ello. De tan solo pensar en ese sueño, un maldito escalofrío recorría mi cuerpo.

Estaba todo sudado, soñar con cosas así, a un chico lo deja destrozado y agotado. Me levanté de la cama y me quité los Boxer. Entré al baño y cerré con pestillo. Encendí la ducha y me metí bajo el chorro de agua fría que caía de la ducha. Esperé un poco hasta que el agua se puso a mi temperatura normal.

-Oh –Suspiré. Me retorcía de placer, aquella agua a temperaturas altas cayendo sobre mi sensible cuerpo me hacía suspirar de placer. Sentir como quemaba mi piel...

Cuando de pronto, sentí que el agua se volvía congelada.

-Mierda –Murmuré.

Salí de la ducha y cogí una toalla. Después abrí la puerta y bajé por las escaleras. Al llegar a bajo, escuche la voz de mi madre y de otra mujer. Yo solo estaba cubierto por una toalla.

Perfecto.

Entré a la cocina sin vergüenza alguna, pero entonces mis ojos me alertaron. Estaba mi madre y una mujer de la edad de mi madre, y a su lado, una chica de ojos azules y pelo rubio. Me quedé mirándola fija y entonces ella se giró y se ruborizó al verme.

Mierda. Había olvidado que estaba desnudo y solo con una toalla.

-¿Hijo y tu ropa? –Preguntó divertida mi madre. Yo enrojecí. –Bueno sube y vístete, después baja… tenemos que hablar.-Dijo y volvió a comenzar la conversación con aquella mujer.

Yo cerré la puerta y subí corriendo a mi habitación.

Me quité la toalla y me vestí rápidamente. No podía dejar de pensar en aquella chica… esos ojos azules cautivadores, con ese pelo largo rubio, que transmitía un buen aroma. Se parecía a alguien… pero no me vino en mente quien era. Lo único que sabía es que me tenía loco.

Salí de mi habitación ya vestido, con una camiseta que resaltaba mi cuerpo y con unos pantalones vaqueros largos azules oscuros, con las rodillas desgastadas. Bajé las escaleras despacio y me dirigí hacia la cocina.

Tenía que presentarme…

Tenía que causarles otra impresión;

Tenía que conseguir llevarme a esa chica a mi cama. Hiciera lo que hiciera, esa chica no se va a salvar de mí.

------


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com