Fotografía

Por Malu Ramírez
Enviado el 16/12/2014, clasificado en Adultos / eróticos
8895 visitas

Marcar como favorito
Relato patrocinado por:
MiPlacer.es - tienda erótica orientada a la sexualidad femenina
Envíos rápidos y discreto a España Peninsular. Asesoramiento, buenos precios. Compra con seguridad y confianza.

A pesar del tiempo y la distancia sigo amándote como la primera vez. Extraño tu cuerpo, tu mente, tu presencia a mi lado… eso de huir sin remedio no sé si fue buena idea…

Sé que ya es demasiado tarde para volver. Si pudiera regresar el tiempo atrás y cambiar aquello que me hizo salir corriendo, pero no! Eso es imposible, impensable… aun teniendo en mis manos el poder cambiar las cosas no lo haría… ya no renegaré más de lo que en mi ha hecho el amor… sí el amor!

Ese día fue de locos, al darme cuenta del sentimiento que me embargaba y saber a ciencia cierta que tú no lo querrías no quedó otro remedio más que hacer lo posible por que te molestaras conmigo… debía idear algo para hacer que tú, mi demonio-dios del sexo te alejaras de mí y no te dieras cuenta de ello; ¿qué otra cosa te molestaría más que tomarte una fotografía? o varias para ser exacto… sé lo mucho que te disgusta… otra razón más para tomarlas fue que yo sabía que iba a ser el final de nuestra historia… mentalmente me despedí de ti… hacerte el amor fue una tortura… si notaste algo raro en mí no lo dijiste, solo el hecho de que unas lágrimas brillaron en mis ojos y burlonamente jugamos con eso… si hubieras sabido la verdad no sé qué hubiera pasado…

Delicia indescriptible fue ver lo mucho que disfrutaste mi cuerpo… sentir que me cuidabas… que no entrabas tan profundo para que no sangrara como la última vez… volvieron tus besos ardientes a mi pechos, jugaste con mis montículos recreándote en ellos a placer! Tomaste mi vagina tiernamente y mi boca con fiereza poseíste... sentirte dueño de mí fue el más exquisito deleite pero también el más doloroso tormento. Había mucha humedad! En mí y en ti…

Recuerdo a perfección la manera en que pediste te tomara con mi boca y yo, obediente, irremediablemente lo hice… comencé a comer tu deliciosa carne, a degustarla, a saborear cada milímetro de piel mientras te adentraba en mi garganta una y otra y otra vez hasta hacer que casi te vinieras… volví a paladearte… ambrosía! Placer de dioses que tomó tu humilde esclava en el lecho anegado por el más sublime acto de amor…

Sumergidos en la pasión vimos pasar el tiempo, una cama mojada de tantas veces que me hiciste venirme, primero escurriendo y luego a chorros… y lascivamente torturaste mi clítoris hasta decir basta, me hiciste morderme los labios, morder la almohada para no gritar que te quería, gemí! Y el sonido gutural de mi garganta no fue suficiente para ti… no diste tregua a mi flor más que dilatada por tu sexo… me hubieras hecho gritar más fuerte, confesarte mi verdad si me hubieras tomado con fiereza, y a pesar que te pedí que lo hicieras, hiciste oídos sordos a mis súplicas y sólo entraste a medias… te quería yo profundamente, tan adentro como pudiera tolerar mi cuerpo, tan salvajemente pues sabía que no habría otra vez para sentirte así.

Ahora que no te tengo, sueño tus labios bebiéndose mi piel… libando dulcemente, suavemente… tus manos recorriéndome a placer… esclava soy de ti! Cielo e infierno al mismo tiempo… cielo porque me elevas a lo más sublime con caricias… infierno porque soy nada y quisiera serlo todo, porque con cada embestida me hundes más en el amor que no puedo gritar, que no puedo gozar abiertamente…

Hoy mi cama está vacía… extraño tanto tu aroma… si hubiera podido colocarlo en un frasco en este momento daría una bocanada de ti… muchos pensarán que estoy demente… que no se puede amar a alguien tan intensamente de manera tan rápida… dirán que es enamoramiento, que puede ser miedo a la soledad, que sólo es adicción al sexo… lo que no saben es todo aquello que he pasado, que he vivido… cuántas veces en la vida se tiene oportunidad de amar a alguien sin medida? de saber desde el principio que la persona que está a tu lado es a quien quieres ver feliz a costa incluso de tu propia paz… cuántas veces en la vida se presenta la oportunidad de acariciar no solo la piel, sino el sueño de volar al lado de alguien por quien darías la misma vida si fuese necesario? Alguien que inspira los más puros sentimientos no solo es digna de amarse con locura… aunque para todos sea un suicidio!

Me hubiera encantado estar a tu lado siempre… ser para ti aquello que tú eres para mí… me pegó el amor tan fuerte, tan de repente que nada de lo que hubiera dicho o hecho lo quitaría… Te amo amor… Y en mis locos desvelos llenos de ensoñaciones te llamo, y como el aire, como viento llegas a mí…

Cómo no volar si aire eres y en mis sueños te llevo. Vivo para amarte aún en la distancia, eres y soy... somos profundidad, somos amor!

Hoy te llamo viento, porque eso eres!

El aire que respiro, el que mueve mi corazón, quien con su bondad, su cariño, su amor hace temblar todo mi ser, mi cuerpo. Y sólo el viento sabe lo que con un solo roce es capaz de hacer en mi... de los deseos que inundan mi corazón, mi alma, mi vida... el que con su tinta mágica invisible escribe en mí, en mi piel, en mi alma, en mi ser.

Decir "te amo" al viento es lo mejor que me ha pasado... pues lo lleva consigo a todos lados! susurrando a cada instante el sentimiento, sintiendo las caricias, las miradas, el amor para el que fue creado!!!

Te amo! y sin lugar a dudas, y a diario, renuevo el sentimiento, porque aire somos, y tú, viento; levantas mi vuelo y elevas mi ser.

"No miro al viento pasar... lo dejo correr por mi cuerpo, por mi alma, por mi mente! le dejo escribir en mí, hacer de mí, pues suya soy"

 

Malu Ramírez


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com