Excitante despertar

Por Amante
Enviado el 24/12/2014, clasificado en Adultos / eróticos
12776 visitas

Marcar como favorito
Relato patrocinado por:
MiPlacer.es - tienda erótica orientada a la sexualidad femenina
Envíos rápidos y discreto a España Peninsular. Asesoramiento, buenos precios. Compra con seguridad y confianza.

Claudia, despierta temprano en la mañana, a su lado ve a su amante desnudo, con quien pasa algunas noches cuando su esposo no se encuentra en casa. Cubierto por una sabana que no deja mucho a la imaginación.

Desnuda, trata de recordar todo lo que allí paso…. En su rostro se dibuja una sonrisa, de picardía o satisfacción…. Intenta salir de su cama, de ese campo de batalla y siente el roce de la sabana, la misma que es testigo de la noche anterior, que como un cómplice de su amante roza su cuerpo, ella lo disfruta, al tiempo que descubre el sexo de su amante, quien duerme recostado en los almohadones, tumbado de espalda.

Ella trata de llegar a el, la sabana la detiene, la hala y nuevamente roza su cuerpo, esta vez son sus senos redondos y puntiagudos, los que sienten la tela suave y al igual que una caricia, hacen brotar sus pezones, esto le gusta, la excita y se humedece, pero quiere más…así que utiliza esa incomoda pero suave sabana para deslizarla entre sus piernas, de forma suave pero firme, con su otra mano, frota uno de sus pezones que está muy duro. Excitada desea ser penetrada de inmediato, pero su amante duerme, sin enterarse de todo lo que pasa a su lado, en este momento decide buscar el pene de su hombre, el cual yace suave y débil entre sus manos, lo introduce en su boca, este comienza a crecer hasta llegar a ese punto duro y grande, apenas cabe en su boca, a ella no le importa, solo mueve su cabeza de forma constante y rítmica…. Su amante despierta y disfruta lo que Claudia le hace, el aprovecha y con sus manos grandes, fuertes recorre todo su culo redondo y suave, llega a sus piernas torneadas que el disfruta ver y mas acariciar, continua su paso e introduce su mano en la entrepierna de ella, toca sus pelos húmedos y como un botón que acaba de florecer encuentra su clítoris grande, húmedo, delicioso, lo toma de forma delicada y firme entre sus dedos y lo oprime lo masajea suavemente. El, su amante no se puede contener más y estalla, siente como todo su cuerpo fluye a través de su pene y llena la boca de Claudia, se vino de una forma monumental. Claudia deseosa de el, se abalanza sobre su amante, con sus piernas abiertas, ofreciendo todo su cuerpo. Su vagina floreciente se abre nuevamente para recibir ese cuerpo extraño que tanta satisfacción trae, el se incorpora y ella lo rodea con sus piernas, mientras la penetra hasta lo más profundo de su ser, ella lo sujeta fuerte mientras se funden en un vaivén de placer y pasión, el amante la sostiene con sus fuertes brazos y le acaricia desde el cuello hasta las nalgas, siempre conservando los movimientos fuertes y repetitivos de la penetración, pero ella todavía tiene todo el resultado de la pasión de su amante en su boca, así que busca la boca de el, quien al principio no está seguro, pero termina cediendo a compartir con ella el resultado de su corrida, en este momento cuando los dos comparten este poco de semen y ella lo traga, también detona algo dentro de ella y alcanza el clímax, que tanto deseaba, ahora se desploman en una unión carnal y nuevamente quedan dormidos, con la sabana como cómplice.

Como será el nuevo despertar???


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com