Noción de los Cinco - Episodio III

Por Don Torres
Enviado el 31/12/2014, clasificado en Fantasía
424 visitas

Marcar como favorito

Tras varios segundos, Odan lo rompió. Incitando a sus compañeros con la mirada de sus abstractos ojos, que parecían atraer toda la atención en aquel momento, a escucharle.

-Ahora que hemos tomado posesión de este planeta debemos jurar nuestra responsabilidad. Aquí y ahora nos proclamaremos creadores de la vida, protectores de nuestros seres..- dijo Odan conforme alzaba su rostro, el cual estaba fulgurante, parecía desprender moral en cada palabra, fue deslizando su mirada hasta mirar a los cuatro. Éstos asintieron y los Cinco juntaron sus manos. Éstas dibujaban un pentágono dividido mediante débiles surcos en cinco fragmentos, uno por cada Empíreo. Al separar las manos, Odan los miró con decisión y colocó su mano derecha en la parte inferior del dibujo. Tinorion a su derecha, Valendhiel a la izquierda y Nawen en la parte superior derecha. Elvémbor permaneció inmóvil, dubitativo.

- Elvémbor ¿Has tomado una decisión?- preguntó Odan ajeno al interés de su hermano, el que parecía ausente. -¿Elvémbor? Hermano, ¿Me oyes? - Todas las preguntas eran en vano, ninguna recibía respuesta entendible. Mientras tanto Valendhiel y Nawen se miraban entre ellas, parecía que se hubieran percatado de lo que Tinorion antes alertó. El de Thilnar miraba a Odan, preocupado, tenía mucha amistad con Elvémbor. Tras la espera y varias miradas tenaces y significativas entre los hermanos arrodillados ante el dibujo.. Elvémbor reaccionó al fin como si la energía le hubiese dejado por un momento, alejado de todo, inerte.. Aún no había tomado su forma humanoide y esto levantaba sospechas aparte de su indecisión.

-Sí...Sí hermano. He decidido que yo seré el carcelero de los malvados, el castigador de los malos actos. Yo seré la condena, Yo seré la justicia. -Dijo Elvémbor falsamente, no estaba emocionado como los Cuatro anteriormente. Parecía querer ganar tiempo para descubrir el verdadero poder que le situaría por encima de sus hermanos y así tenerlos a sus pies. Colocó su mano en el fragmento que se hallaba vacío; no miró a nadie. Todos miraron al cielo y conforme alzaban sus manos izquierdas a la par pronunciaban algunas palabras:

"Somos los cinco Empíreos y en este lugar, en este momento, nosotros juramos cumplir la responsabilidad designada en nuestros pensamientos.. En nuestra alma. Éstos se verán reflejados en el símbolo que aquí dibujamos. Nosotros somos los creadores, nosotros debemos ser los protectores pues somos hijos del Universo."

Pero ese juramento no sería totalmente justo, alguien o algo haría que esas palabras se convirtiesen en la perdición de un ser querido para los Empíreos.

 

  Don Torres

 


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com