En el estudio de la galeria

Por mitika6
Enviado el 24/01/2015, clasificado en Adultos / eróticos
9248 visitas

Marcar como favorito
Relato patrocinado por:
MiPlacer.es - tienda erótica orientada a la sexualidad femenina
Envíos rápidos y discreto a España Peninsular. Asesoramiento, buenos precios. Compra con seguridad y confianza.

Recién despertaba y recibo una llamada de Ed luego de dos semanas sin saber de él, ‘’Presentare mi nueva exposición esta noche en la galería del centro y quiero que estés presente, mis noches contigo han sido inspiración para mis pinturas, por favor ven, no te arrepentirás de esta noche, llega como a las 21:00hrs’’ Sin mucho que pensar le dije ‘’ok, ahí estar钒…

Me vestí muy guapa para la ocasión, un vestido negro ceñido al cuerpo que sabía lo iba a enloquecer y unos tacones rojos que matizaban con mi vestido… Llegue al lugar a la hora acordada y allí estaba el tan guapo como siempre, vestía un saco azul marino, una camisa azul y un jeans de esos que parecen gastados, recibía a los invitados, pero inmediatamente al verme se acercó a mi auto para saludarme con un largo y apasionado beso en los labios mientras sus traviesas manos bajaron a mi culo para darle una caricia… Entramos juntos al salón donde presentaría sus obras y vi como robábamos las miradas, afortunadamente Max estaba de viaje y no pudo asistir porque si no me hubiera perdido de este espectáculo al ver que mi hombre era deseado por otras y yo robaba miradas que lo ponían celoso…

La noche transcurría y Ed presento su exposición, con pinturas inspiradas en la desnudes, la sensualidad y el sexo, esto me robo una sonrisa pícara mientras el daba su discurso noto mi sonrisa y la regreso como gesto de complicidad… La velada transcurría entre vinos y arte mientras yo miraba un cuadro de otro autor, Ed se acerca a mi espalda con dos copas de vino y fijándose bien que nadie nos veía, me abraza por la cintura dándome un beso en el cuello y entregándome una copa… Me dice ‘’Ven, esto te va a encantar, extraño hacerte el amor…’’ Esto me hace pensar (No suele decir ‘’hacerte el amor’’) pero lo acompaño, nos dirigimos a una especie de estudio donde habían cuadros guardados, tomó mi copa y las dejó en una mesa que estaba cerca de la puerta, se quitó el saco y sin decir nada comenzó a besarme desenfrenadamente, sus manos tocaban todo mi cuerpo mientras yo como pude desabroche su camisa… Lo empuje a un sofá que estaba en medio del estudio y empecé a desvestirme bailando de forma sensual, su cara era de excitación y vi como su pene se endurecía marcándose en su pantalón, quede solo en sostén y tanga… Me senté sobre el llevando sus manos a el broche de mi sostén que no dudo en desabrocha dejando en libertad mis pechos que comenzó a chupar de una manera salvaje que me hacía gemir, baje mis manos al zipper de su pantalón sacando aquella bestia que extrañaba… Me arrodille entre sus piernas y teniendo aquel falo en mis manos no me contuve y comencé a chuparlo como una ninfómana… Chupaba cada vez más rápido haciéndolo gemir, me encantaba verlo así, no resistió más y se puso de pie tomándome por los cabellos haciendo que se lo chupara muy muy rápido haciendo que algunas veces llegara a atragantarme pero valía la pena… Quería hacerlo explotar y sabía que con mamadas no lo iba a lograr así que me saque su pene de la boca y le empecé a hacer una paja rusa también ayudándome de las manos hasta que lo hice correr entre mis pechos… Me pidió que me sentara en el sofá mientras el lamia su leche y chupaba mis pecho y dos de sus dedos se metían en mi tanga para masajear y penetrar mi coño que pedía ser follado, ‘’Ya no aguanto más, quiero tus jugos’’ Y se bajó quitando la tanga con sus dientes y lamiendo mi conchita como un cachorrito sediento haciendo que gimiera, olvidando que a fuera aun habían personas, lo que hizo que Ed me callara con uno de sus dedos que moje en la leche que aún tenía en los pechos y comencé a chupar… Ed succionaba mi clítoris e intentaba penetrarme con la lengua, subía de nuevo a mi clítoris y con su otra mano me metía dos de sus gruesos dedos que hicieron que me corriera… Me puso a cuatro patas apoyando mis codos del sofá y comenzó a lamer mi culo mientras que con su mano me masajeaba el coño… Ed estaba duro de nuevo, y después de lubricar un poco mi culo me penetro, cada embestida… Podía sentir como me entraba completico, le decía ‘’follame… Así aaaahs… así… ‘’ y esto lo hacía aumentar la velocidad de sus embestidas no aguante más y entre el masaje a mi coño y sus fuertes embestidas nos corrimos… Nos tiramos en el sofá para reponernos, pero verlo bañado en sudor me excito de nuevo así que coloque sus manos en mis pechos pidiéndole que los masajeara mientras que yo tome su pene y comencé a pajearlo haciendo que se endureciera de nuevo… Sin esperar nada me senté sobre él y comencé a cabalgarlo… Ed dijo ‘’Esto lo hago yo’’ y sin dejar de follarme su puso de pie recostándome a la pared… Me follaba como un loco, arrancándole a mi garganta muchos gemidos y palabras sucias que nunca imagine decir… Cada embestida más fuerte que la anterior, cada gemido con más intensidad que el anterior… Hasta que mi orgasmo apareció y me hizo gritar su nombre, no paso mucho para que el también acabara…

Cuando nos dimos cuenta ya empezaba a amanecer y no quedaba nadie en la galería, nos vestimos con mucha prisa, recogimos un poco aquel desastre que hicimos y nos dirigimos a nuestros autos despidiéndonos con un largo e intenso beso…

Ni pensar que aquel estudio de la galería fue testigo de nuestro sexo salvaje…


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com