Sexo en discoteca

Por noemiardiente
Enviado el 05/03/2015, clasificado en Adultos / eróticos
28407 visitas

Marcar como favorito

Había visto por internet sobre discotecas de sexo en vivo, me llamo mucho la curiosidad así que cogí unos cuantos ahorros y viaje rumbo a España donde tena información de que estas discotecas son comunes allá.

Bueno, llegue a España me metí al internet para averiguar sobre estas dichos discotecas hasta que encontré una más o menos cerca donde yo me alojaba.

Fui en horas de la noche vestida con una blusa transparente, una minifalda suelta y un hilo dental para estar fresca.

Entré sola, la gente aun bailaba con música fuerte y luces espectaculares. Me senté en la barra y pedí una copa al mozo que no estaba nada mal.

Empezó el show cuando salieron al escenario tres chicos con tres chicas empezaron a bailar y hacer el espectáculo quitándose poco a poco la ropa; yo tuve necesidad de ir al baño porque ya me encontraba un poco mareada, el mozo se ofreció a indicarme donde quedaba los servicios higiénicos, luego de utilizar los baños Salí y el mozo aun me esperaba en la puerta; pues bien no sé qué paso pero me resbale y casi caigo si no fuera por el mozo que muy atento me cogió me hubiera caído y yo al momento de sostenerme pase mi mano por su pinga y sentí brevemente que estaba dura.

Regresamos y vivimos que los bailarines ya estaban haciendo sexo en vivo, pues yo me quede mirando muy concentrada y a la vez mi concha empezaba a mojarse muy rápidamente.

Seguí observando cuando los bailarines se dirigían al público y hacían lo mismo con las chicas de las mesas les daban su pinga para que lo chupen y otras les follaban en delante de todas. Yo no podía aguantar más estaba súper mojada cuando sentí que el mozo me metió la mano al trasero y con la otra mano me toco una teta; solo lo mire y le sonreí invitándole para que siguiera ya que estaba muy arrecha, necesitaba sentir una pinga urgente dentro de mí.

Coloque las manos sobre el banco entregando todo mi trasero a ese hombre desconocido el saco su pinga y haciendo el hilo dental a un lado me introdujo por mi concha grande y deseosa de coger.

Yo no dejaba de mirar al resto como follaban frente a todo el mundo y yo como perra también gozaba de esa pinga gruesa y dura que me hacía gemir de placer.

Era una sueño hecho realidad estaba tirando frente a todos y lo gozaba sin control, cuando de repente me dijo el mozo que si quería que dejara la leche adentro; yo le dije ? papi déjalo todo adentro que quiero sentir tu leche caliente dentro de mí. De repente sentí como toda esa verga expulsaba leche espesa y caliente dentro de mi conchita que para eso ya había gozado en más de dos oportunidades.

Hoy en día solo pienso volver a esa discoteca y que me follen los bailarines.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... FarmaToday
TvReceas - Videos de recetas de cocina Cristina Callao