Ansias de revivir lo que ya está muerto.

Por siempreviva
Enviado el 28/06/2015, clasificado en Varios / otros
212 visitas

Marcar como favorito

Quien pudiera entre tus amigos contarse, lo cierto es que prometí escribirte, pero la desgana me ha podido.

Hay en mi rostro tantas ausencias que quise llevarte mi presencia, pero me retuvo el pensar que la distancia no cura el mal.

Siento que se me apaga el alma

Que no encuentro en la comida alimento

Que no hallo aquí mi puesto

Que no puedo descansar en nadie

Que, de lamentos, no es ahora el tiempo

Que como el humo se eleva el pensamiento

Y en un suspiro se van, calladas, las palabras

Y en esa opresión se escapan las lágrimas y el dolor alivia

Quiero a pesar del silencio que alguien pronuncie mi nombre para al escucharlo recordar que existo, que soy yo la única responsable

Que la niña ya no es, que ha de imperar la mujer y vencer los miedos para poder crecer.

Todo eso lo sé, integrarlo es toda una odisea. Es mi ritmo tan lento que parece estático.

Tantas esperanzas puestas...

Me dicen que si un coche, me hablan de independencia…

Y experimento que no es el lugar, que no es la casa que son dos corazones que laten a destiempo;

Que en su pensar distinto se alejan,

Que falta voluntad, que todavía, no se saben amar

Que en la espera se extinguen y como el final de un día, todo acabará.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... FarmaToday
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com