ESTA CASA ES UNA LOCURA

Por Isabel A. G.
Enviado el 29/08/2015, clasificado en Poesía
376 visitas

Marcar como favorito

ESTA CASA ES UNA LOCURA                                                                        

 

Voces, risas, llantos, gritos...

¡Qué tortura! esta casa es una locura.

 

Comenzamos por las mañanas,

levantándose de la cama, aún con las sábanas pegadas.

 

Llega la primera discusión,

cuando el trono del baño es objeto de selección.

 

Algún grito y portazo al paso,

pero aún falta mucho para acabar pronto el plato.

 

Tic, tac, tic tac, suena el reloj,

¡vamos que llegamos tarde! esto empieza a ser tradición.

 

Llegó la hora de la diversión,

entre gritos y peleas, nadie se libra de un buen empujón.

 

Ninguna ha tenido la culpa,

y como no vi lo que paso, pues sintiéndolo mucho, un castigo para las dos.

 

Queremos ver los dibujos y otra vez a discutir,

¡chicas poneros de acuerdo, solo una peli se puede elegir!

 

Otra nueva pelea hay que sortear,

es la hora del baño y con la suciedad hay que acabar.

 

Gritos y más gritos al hablar,

ambas quieren ser las primeras y ninguna quiere quedarse atrás.

 

Comenzamos con los deberes,

se pelean por ser la mejor, pero no entienden aún, que esto no es una competición.

 

Es la hora de cenar y las dos quieren hablar,

Hay que poner orden, a las dos juntas no puedo escuchar.

 

Caéis en una y otra comparación

Y por mucho y más que os repito, sois distintas las dos.

 

Ni mejor ni peor,

Cada una tiene su cosa especial, esa es labor vuestra, que debéis encontrar.

 

Os entra la risa floja,

muy cansadas debéis estar, parece que os dieron cuerda y nadie os puede parar.

 

Vamos a leer un cuento,

A ver si nos relajamos todos un poco, no sé que es peor, ahora me estreso yo.

 

Con la luz apagada ya,

a lo lejos os oigo gritar: pis, agua, mocos, miedo, beso, abrazo, me quiero levantar.

 

Cuando ya os habéis acostados

Escasas dos horas me queda de día y un montón de cosas por hacer todavía.

 

Todas las noches hablo con la luna

Y le cuento que esta casa, no la cambio por ninguna.

 

Aunque el día parezca una tortura,

Os quiero a las dos, con enorme locura.

 

 

 

 


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com