Ruptura

Por La Decima Musa
Enviado el 17/10/2015, clasificado en Amor / Románticos
358 visitas

Marcar como favorito

Ya ha llegado el otoño. Un año mas, el paisaje se tiñe de dorados, marrones y anaranjados. Mientras comtemplo por la ventana los árboles, agitándose a cámara lenta, me acuerdo de aquel día...hace ya cuánto? Hagamos memoria...tres años, cuatro...vaya como pasa el tiempo...
Veo a medias mi reflejo en el cristal. Mi mirada tristona, como siempre; ya lo dijo aquel fotografo en mi comunion, "esta chica tiene una mirada triste..", y mi madre que no se lo creía, que si yo era la alegría de la casa..Pero ya se sabe, los padres solo ven lo que quieren ver... Pero volvamos a ese dia, ah si, estamos los tres solos...tu, yo, y harpo por supuesto..Y el bosque es todo para nosotros,  las hojas de mil colores crujen bajo nuestros pies. Levanto los ojos y las copas estan tan altas que parece que voy a marearme. Tu caminas delante, taciturno, hermético, como siempre desde hace meses... Apenas cruzamos una mirada en todo el camino. Harpo olisquea entre los arbustos, viene a junto mía y apoya su cabecita en mis rodillas para que lo acaricie, y yo le susurro que es el perro mas bueno del mundo mientras me siento reconfortada por su amor incodicional. El es tan feliz, ajeno a la debacle sentimental que fluye entre nosotros. Me pregunto que pasara cuando todo termine, si te echara de menos...
Recuerdo como entonces llegamos a un claro, y hay un árbol hermoso y solitario. La luz es tan especial, el aire limpio y puro... noto un cosquilleo en el estómago, y por dios, que no sea ahora, dejémonos este fin de semana, este mes,  tal vez encontremos una manera, tal vez estamos tan equivocados...
Todo fue directo y sin demasiados preámbulos. Me sostuviste la mirada, aunque un ligero temblor en tu voz te delató. Yo hice lo propio, incluso creo que te desee buena suerte...los siguientes dias se repetiría todo en fragmentos, en mi cabeza, como escenas de una película....
Después harpo y yo nos quedamos solos.
Mis lágrimas regaron el árbol mucho después de que te fueras, y harpo se acurruco en mis piernas y estuvimos así hasta que el crepúsculo tiñó mi corazón de púrpura
Ha comenzado a llover.  Los árboles se agitan con fuerza, negándose a asumir la quietud perpetua a la que han sido condenados...me los imagino despegando sus profundas raíces del suelo, y echando a correr tras las hojas que les robó el viento....pero mira quién esta aquí, harpo como siempre tan cotilla, a ver que te hago un hueco, si, ahora vamos al bosque, ahora vamos...


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com