Maddie...Ya no es una niña (1)

Por TócameSinConsentimiento
Enviado el 27/12/2015, clasificado en Adultos / eróticos
10485 visitas

Marcar como favorito

Hace unos 3 años vivo solo, y me mantengo gracias a que trabajo de medio tiempo en un cine; para conseguir algo de dinero extra para mis estudios universitarios (Estudio Pediatría), empecé a arrendar dos de los tres cuartos que tiene mi piso. No voy a mentir la mayoría de la gente que me ha pedido alquiler son hombres, y por su lana, no me importa que condición sexual tengan o cuantas chicas traen a la casa, pero bueno no viene al caso.Más o menos 1 año y medio a pasado desde que uno de mis mejores amigos me contó que su hermanita menor estaba en su ultimo año de escuela, que en unos meses ingresaría a sus estudios superiores, y ninguno de los dos tenía un lugar donde quedarse.etc. Yo al conocerlo desde hace mas de 12 años le ofrecí aquellos cuartos, ya que se ajustaban a su presupuesto y él estaba preocupado por enviar a su pequeña hermana a una pensión.

El día en que llegaron, quedé más que perplejo. Su "hermanita" no era la que yo recordaba, la nena que siempre quería jugar a las muñecas con nosotros, ya no era la pequeña Maddie. La saludé como si no hubiera pasado el tiempo, ella parecía tímida, callada y reservada, Y lo es. Ella me saludo, ambos desempacamos sus pertenencias y todo iba normal; Ese mismo día Marco su hermano debía atender unos asuntos en su facultad por lo que me quede a solas con la chica. No quería asustarla, ya que parecía estar muy incomoda viviendo con un chico que no conoce, así que con la mejor de mis caras fui a su cuarto para ofrecerle algo de beber...

Su rostro de tez blanca, pulcra porcelana me vio entrar, el rubor de sus mejillas subió de repente y cuando me percate de que se estaba cambiando de ropa cerré la puerta de golpe pidiéndole disculpas; pensando en que ella me gritaría acosador o pervertido, y que me acusaría con su hermano, ella delicadamente abrió la puerta, para mi suerte llevaba un vestido blanco corto y me dijo dulcemente :"No es tu culpa, debí poner el cerrojo", ella me quedo observando avergonzada y dijo que aceptaba mi refresco. Esa misma noche la tensión en mi sexo era tal, que me tuve que duchar con agua fría e ir a la cama temprano. Por primera vez había una chica viviendo bajo mi mismo techo, linda, tierna y con un cuerpo de diosa. Una y otra vez por mi mente pasaban las imágenes de su perfecta figura, a pesar de solo medir un 1.60 de estatura tiene unos grandes y firmes senos, una colita mandada a hacer y no era extremadamente delgada pero estaba perfecta y... Deseada. Tuve que tocarme.

Después de muchos meses nos comenzamos a soltar más el uno con el otro, nos fuimos conociendo ya que pasábamos mucho tiempo en el departamento, y Marco trabajaba hasta tarde.

Resulto ser una chica hermosa, por dentro y por fuera. Entró a la facultad de pedagogía en mi universidad y nos hicimos buenas migas. Un día llego triste, pregunté que sucedía y resultó que unas chicas la acosaban, conversé con ella y el ánimo logre subirle, ella me dijo que en

agradecimiento me prepararía lo que quisiera de cenar, y también me contó que su hermano se quedaría en casa de su novia Sofía.

Mientras ella cocinaba, fui a mi cuarto para una paja rápida para no pasar empalmado cenando con ella. Me dispuse a ver algunos videos porno con los auriculares puestos, y no noté que estaba metiendo un poco de ruido. Cuando mi leche emergió me paré de mi cama y cuando me volteé pude ver que ella estaba parada en la puerta, me miró, bajó hasta mi miembro y se puso roja como un tomate, "la... La comida.." Logró pronunciar. Yo casi en shock me subí los boxers, y pedí disculpas como pude por la escena, "debí tocar ... Lo lamento", arrastro un poco los pies para ir al comedor.

Me puse una Polera y unos shorts que encontré, me lave las manos y me senté frente a ella avergonzado.

-De verdad... Discúlpame -

-No, no no no... Fue culpa mía-

-Yo... No debería hacer esas cosas-

El silencio repleto la sala, mientras ella cenaba avergonzada yo la inspeccioné, usaba un vestido de tirantes blanco con flores rosa, que tenia botones desde el pecho hasta el final del vestido que le tapaba apenas unos centímetros más abajo de sus muslos, una diadema en su cabello ondulado color chocolate que le llegaba hasta el abdomen, sus ojos claros, casi plomos, sus piernas perfectas y finalmente, sus pechos... Eran contorneados, grandes, deseosos, en mí hacía ya un tiempo que existía la necesitad de lamerlos hasta hacer gritar a su portadora. Deje de mirarla por que ella se había dado cuenta. Agradecí la comida, ya que estaba deliciosa y ella pronunció esa pregunta que me dejo en 100...

-¿Te tocas con frecuencia?...-

Su carita estaba roja, sus manos estaban empuñadas en sus piernas, lo que hacia sobresalir aún más sus senos. Me serví algo de vino, para tragar la pregunta y contesté sincero:

-Desde que vives aquí... más seguido-

Ella tomo mi copa, que estaba llena y me pronunció un apenas -permiso-, lo tomó sin vacilación y con expresión de amargor.

-Lavaré los platos- se levanto y se dirigió a la cocina. En ese momento entendí que si no la hacia mia, no habría otra oportunidad, llené dos copas de un whisky que tenía guardado, fui a la cocina y junto a ella dejé una copa y la otra la comencé a beber yo, hice como que la ayudaba y cada vez que se presentaba la ocasión, indiscretamente la manoseaba, rozaba, le respiraba en el oído, inclusive la "punteaba"; ella avergonzada y puede que también harta de mi insinuación, tomo el vaso completo de whisky, aproveche que estaba aturdida para decirle mis sentimientos, le dije que me tocaba por ella, que no paraba de pensar en ella, etc. Maddie ya bastante ebria, seguía siendo difícil y tímida, justo cuando intenté besarla se zafó de mis brazos y bebió mi whisky; después de eso se mareo y la llevé hasta su cuarto.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... FarmaToday
TvReceas - Videos de recetas de cocina Cristina Callao