AMABILIDAD

Por Andres Son
Enviado el 02/02/2016, clasificado en Humor
371 visitas

Marcar como favorito

Esto es horrible. Dios mío, he comido cosas malas, incluso alimentos de muy dudosa procedencia, en locales de comida donde a lo lejos se notaba que la higiene no era una de sus prioridades, pero esto, no puede ser, el mal sabor de esta comida es increíble.

Una vez, cuando tenía alrededor de unos tres años, en la granja de mi tía encontré una lombriz, por razones que todavía no comprendo del todo, en ese momento sentí que era una buena idea comérmela, mis padres lograron detenerme cuando había ingerido el 75% de aquel pobre animal. Extraño a esa lombriz, extraño ese momento que pasamos juntos, quisiera poder encontrar el 25% restante de aquella criatura y pedirle perdón por haber pasado todos estos años culpándola de ser la cosa más horrible que había puesto en mi boca. Lo siento querida lombriz.

Sé que mis conocimientos en lo que a gastronomía se refiere son, para ser honesto, completamente inexistentes, pero en este momento, con el simple bocado de comida que tengo en la boca, puedo decir que al menos se cometieron 3 crímenes gastronómicos en su preparación.

Dios mío, me está mirando, quiere que diga algo sobre su comida. ¿Escupirle lo que tengo en la boca en la cara y gritarle que jamás vuelva a cocinar contaría como respuesta? Tal vez sí, pero no creo que muy buena, lo mejor va a ser pensar en otra cosa. Al menos voy a intentar sonreír un poco, que no se noten mucho mis nauseas.

-Y chicos, como está la comida, ¿les gusto?

-Esta excelente, ¡sos una maravillosa cocinera!

Me voy a ir al infierno, y me lo merezco.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com