UNA NOCHE EN MINIFALDA Y DOS COPAS

Por AlejandraMP
Enviado el 25/07/2016, clasificado en Poesía
231 visitas

Marcar como favorito

Bastó solo una mirada para sentirnos atraídos.

Mis besos se ahogaron en tu boca,

Los tuyos en la mía atrevidos.

Mis manos no pararon tus caricias

Ni las tuyas taparon mis gemidos.

Y me quedé sin fuerzas y estremecida 

Al amparo de tu abrigo. 


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... FarmaToday
TvReceas - Videos de recetas de cocina Cristina Callao