Para que no me olvides.

Por Yoga For Life
Enviado el 08/08/2016, clasificado en Amor / Románticos
372 visitas

Marcar como favorito

Hola, mi amor.

Hoy no te escribo por ningún motivo especial, aunque el sábado hará un año que te quedaste unas horquillas que dieron comienzo a todo esto.

Hoy te escribo porque quiero que me abraces con tus ojos a través de estas palabras. Porque solo llevo dos días sin verte y, a veces, siento que me falta el aire pensando en ti.

Hoy te escribo porque no quiero que te olvides de mí. De la forma en que me servías la cerveza cuando aún ni siquiera nos conocíamos; de la primera vez que diste una calada a uno de mis cigarros; de tu espera la primera vez que quedamos. No te olvides de cómo te acercaste para darme el primer beso; de tu brazo por encima de mi hombro y de tus dedos enredados en mi pelo. De tus vinilos bailando al ritmo de mis pasos cada vez que entro en tu casa; de la forma en que me miras cuando sabes que no tengo razón. De todas tus recetas y todas las cervezas... De tu forma de dormir; de mi espalda arqueada gracias a tu boca. 

No me olvido de sentir tu cuerpo debajo del agua, junto al mío. De despertarme por la noche y verte; de la forma en que agarras mi mano mientras conduces. No puedo sacarme tus manos de la cabeza. Del arte que sale de ellas y de tu voz cada vez que tocas la guitarra. No me olvido de la manera en que me escuchas y respondes a mis estúpidas preguntas. De todas las veces que me has pedido que comparta el resto de mi vida contigo y de las lágrimas que hemos derramado juntos cada vez que lo hemos contado.

No te olvides, por favor, de ninguno de nuestros besos, porque en cada uno de ellos me has vuelto a dar la vida.

Y, sobre todo, recuerda siempre que te amo. Con todo mi corazón.

 


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com