EL PROFESOR Y LA ALUMNA (LOS FELICES 30) 1

Por LIZ
Enviado el 17/08/2016, clasificado en Adultos / eróticos
5252 visitas

Marcar como favorito
Relato patrocinado por:
MiPlacer.es - tienda erótica orientada a la sexualidad femenina
Envíos rápidos y discreto a España Peninsular. Asesoramiento, buenos precios. Compra con seguridad y confianza.

Lo siento de tras de mí, se me tensa en automático el cuerpo cuando le siento cerca, creo que hasta el equilibrio  se me entorpece.

-Me llevas a dónde vas?-Me dice sonriendo

Se ve tan guapo, recorto su barba, el cabello y trae una camisa color vino que lo hace ver realmente guapo, huele muy bien me paraliza el corazón y mi cuerpo reacciona cuando le beso esos labios pequeños y dulces que tiene.

Me toma de la mano y cruzamos por la avenida, me hace sentir una niña tonta cuando me toma de la mano pero me fascina que lo haga, caminamos hasta doblar la esquina, vamos por la acera me pregunta que cuantos tipos me quieren encamar, me hace reír pues no cree que nadie lo pretende, hipnotiza su aroma eso es en lo único que pienso, llegamos a esa puerta de cristal que nos separa del mundo, aquí no hay más que él y yo, eso me encanta.

Encantador como siempre hace reír a la mujer que nos guía hasta la habitación, la cual es preciosa, hay una mesita de café junto a un pequeño jardín con bambú y piedritas de rio, las escaleras de madera están en frente camino hacia ellas él se queda atrás no sé qué tiene la puerta y se pelea con ella ,me paraliza la alcoba es realmente hermosa, amplia, cálida y muy  cómoda, la cama es enorme, enfrente de una pantalla  de tv, al fondo el baño, un bello lavamanos con enormes espejos  lo mejor un jacuzzi enorme con un fondo azul y focos de ambientación ,es perfecta así de simple, lo veo subir las escaleras y sonreírme….Ahora si que es perfecta.

 

-Qué te parece?-Pregunta tierno.

-Me fascina amor!!!-Le digo

-Feliz cumpleaños bonita!-Me dice y  me da un tierno beso

 

Exploramos el lugar todo me gusta, es azul y hay peces, me lavo las manos se acerca a mí, nos besamos su lengua invade mi boca, mis brazos se aferran a su cuello, dice que me ama, que nuestra relación es perfecta, honesta y  que me extraña, escucharlo me llena el corazón, dándome unas ganas terribles de llorar; se podrá llorar de felicidad sin que sea un cliché romántico?

 

El beso crece, acaricia mis pechos , los costados, mi trasero, me gira le veo por el espejo pega su cuerpo al mío, su erección esta sobre mis nalgas se me enciende el cuerpo cuando lo siento, me humedezco de forma automática, baja mi pantalón y la ropa interior de un solo tirón, abre sus jeans , se acodada y me inclina sobre el lavamanos, me coge del culo haciendo que abra las piernas, y entra en mi así, sin más, de una sola embestida con fuerza todo el cuerpo se me tensa, lo siento  llenar por completo mi espacio, hace retorcer mi cuerpo, se mueve lento, lo veo mirarme por el espejo, me embiste cada vez más rápido, haciéndome gritar de placer, sigue y sigue, aferro mis manos en el grifo las rodillas me tiemblan, mi vagina se contrae y el calor que se concentra en mi vientre  explota, se me corta el aliento, no puedo respirar, cierro los ojos y me dejo ir, el orgasmo  se expande por todo mi cuerpo como un golpe de electricidad.

Él no se puede contener más y me sigue su orgasmo es un espectáculo digno de admirar, lo siente y estalla de manera arrolladora termina me mira y sonríe se ve tan relajado después de correrse…Vamos a la cama llama a la recepción pide comida, algo de beber y unos cigarrillos para mí.

 

Brindamos con vodka y cerveza por mis treinta, por amarnos, por estar este día juntos, la primera ronda hasta no ver el fondo, los tragos están fríos perfectos para el calor que ni el clima logra apagar, hablamos de la fiesta, de la crisis de mis amigas, me da mi respectiva clase de psicología, le reprocho su boba obsesión por la barba, comemos del plato que han traído, no recuerdo en que momento sea desnudado, pero verle me deja sin aliento siempre, lleno de tinta, con esa pinta arrogante que tiene y el perfume que me embriaga, es perfecto, no puedo decírselo demasiado pues  dirá que tengo toda la razón.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com