DEL PAÍS QUE HABITAMOS

Por dapiso
Enviado el 08/06/2013, clasificado en Reflexiones
339 visitas

Marcar como favorito

 

 

 

 

                                     DEL PAÍS QUE HABITAMOS

 

           Es un problema para la sociedad que exista personas en ella que su existencia consista en parasitar, ausentes de vida, que se dediquen prácticamente a no hacer nada, resultando por tanto vacíos y carente de sentido cuanto hacen. Muchas de estas personas “amigas de ver la vida pasar”, suelen tener preocupaciones, formas de entender y desenvolverse en el mundo un tanto preocupantes y enfermizas, pudiendo hacer residir sus tristes dramas vitales en un abuso del prójimo o inmiscuirse en vidas ajenas y contemplar cuanto hace o deja de hacer el semejante, girando su modus vivendis y sus intereses prácticamente en torno a esto.

Cuando no resulta que el progreso o éxito de los demás supone un problema por parte de aquellos que de forma tan pobre y mezquina emplean su tiempo, dedicándose estos incluso a ser un obstáculo para dichas conquistas.

Y es que lo uno viene unido a lo otro, el que no hace lo que debe seguramente estará haciendo lo que no debe y de ahí toda una serie de problemas para aceptar otras formas más enriquecedoras, provechosas y dignas en las que hacer residir todo. Y es que de no apostar por el bien de las personas, en especial aquellas que se esfuerzan, que se sacrifican por mejorarse, por alcanzar metas o/y logros personales o bien colectivos, estaríamos poniendo al mundo en manos de unos ineptos. Que de no encontrarse trabajo, como puede ocurrir para muchas personas en tiempos de crisis, mayores alicientes pueden encontrarse en formas más saludables en que dedicar el tiempo, como actividades culturales o artísticas, formativas, de deporte o de ocio, en interacciones nobles o realizar viajes, se me puede ocurrir, que amplían miras y engrandecen al ser humano y cuanto le rodea, y cabe suponer que han de ser el lugar adecuado de las cosas. De otra manera estaremos favoreciendo la mediocridad del país, como gustos y formas de ser empobrecidas, que resulten patéticos y decadentes, y de los que pocos beneficios decentes suelen obtenerse.

Yo opino que deberían propiciarse salidas y apoyarse a aquellas personas, que entienden o quieren que su vida consista en proyectos a realizar y donde sentirse realizado, colaborando a que la persona se sienta viva, se encuentra a sí misma al tener una vida propia y donde ubicarse, así con la consiguiente mejor integración de todos en el mundo, como conseguir con ello expectativas más positivas del porvenir y del país que habitamos.

 

 

 

 

                                         

 

 

 


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com