Sigue el primer objetivo (Eutrapelia)

Por noray
Enviado el 10/05/2012, clasificado en Varios / otros
981 visitas

Marcar como favorito

—Recordando lo que dice el Antiguo Testamento. Continuó Héctor con su discurso.

Cuando llegaron los judíos a Egipto, el total de la familia de José, se componía de unas setenta personas. Pues bien. Murieron José y sus hermanos. Y toda aquella generación. Pero, los hijos de Israel fueron fecundos y se hicieron muy numerosos; se multiplicaron y llegaron a ser muy poderosos.

De la misma manera que el faraón dijo: “He aquí, el pueblo de Israel. Es más fuerte y numeroso que nosotros. Debemos proceder astutamente con él para que no se multiplique; no suceda que, en caso de guerra, también sea uno de nuestros enemigos, luche contra nosotros y se adueñe del país.”

    Nosotros, no solo no les imponemos un tributo especial que los oprima; por el contrario, les facilitamos todo tipo de ayudas e incluso, dedicamos funcionarios que les digan cómo acceder a ellas. Nosotros no mandamos a nuestras comadronas matar a sus hijos varones, si no que, atendemos a sus mujeres con la misma diligencia, incluso con más atención, que a las nuestras, motivado todo ello por lo extendido que se encuentra lo de hacer, en todo momento, aquello que se considera políticamente correcto. Con la llegada masiva fomentada por la “manada absolutista”[1], y con la autoridad que les confiere el populacho tumultuoso, reparten la riqueza que únicamente les corresponde gestionar. En su afán propagandístico y manipulador, se aseguran, el voto del sector más ignorante de la sociedad, que les perpetúe en el poder, convirtiendo la democracia en una oclocracia duradera. Y como para más inri, el estado del bienestar ha hecho delicados y selectivos a nuestros trabajadores, estos usurpadores, se dedican a realizar las tareas demasiado pesadas para la población obrera autóctona y esto les da pie para infiltrarse en nuestra sociedad y servir como cabeza de puente a las pandillas, que después tomarán nuestras calles para hacernos la vida más angustiada. Comoademás, una vez establecidos y con buena alimentación, sus mujeres son más fértiles y vigorosas que las nuestras. Y atendidas magníficamente, por nuestro sistema sanitario, se multiplican y fortalecen con suma facilidad.

Por todo lo expuesto, creo de sobra justificado, que este ejemplar debe ser abatido para que sirva como toque de atención a su comunidad y ya que la sociedad no pone freno a su entrada y tampoco les insta a regresar a su país, con esta ejecución espero que tomen conciencia y se produzca un retorno a sus países de origen. Además, lo peor que le va a pasar es que va a perder su vida. Y esto, os lo aseguro, después de comprobar el seguimiento que se le ha efectuado a este individuo, en concreto, es infinitamente mejor que vivir despreciado y mísero.

Se produjo un silencio que pareció durar una eternidad. Se miraban unos a otros esperando a ver quién comenzaría a refutar su discurso o, si por el contrario, todos estaban totalmente de acuerdo y pasarían directamente a la votación.

Por fin tomó la palabra uno de los vocales, Hilario Melgar. Un hombre de aspecto frágil, con una mirada penetrante. Comenzó a hablar sin dejar de limpiar, con esmero, sus gafas.

—Siguiendo las directrices que nos marcamos al crear nuestra hermandad, me toca hacer de abogado del diablo y hablar en favor de la pieza elegida. Si bien estoy de acuerdo contigo, Héctor, en que efectivamente esta gente es molesta, pendenciera y prolífica en demasía. Creo que has sustentado tu argumento en una idea demasiado enfocada a persuadirnos de que la totalidad de estos inmigrantes vienen con la intención de delinquir, de aprovecharse de la benevolencia de nuestro sistema pero, siento no estar totalmente de acuerdo contigo.

El hecho de rebatir tu tesis, nos servirá a todos, supongo, para emitir nuestro veredicto de forma más concluyente. Sin lugar a dudas que posteriormente, pudieran atormentar nuestras conciencias.

....(continuará)

 


[1]Grupo político que ostenta el poder otorgado por la mayoría.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com