Casi una violacion increible.

Por Liberada
Enviado el 16/12/2013, clasificado en Adultos / eróticos
183403 visitas

Marcar como favorito
Relato patrocinado por:
MiPlacer.es - tienda erótica orientada a la sexualidad femenina
Envíos rápidos y discreto a España Peninsular. Asesoramiento, buenos precios. Compra con seguridad y confianza.

Esto paso solo unas semanas después de lo de la cabaña, con mi amiga  estábamos muy sueltas, se nos ocurrían una y mil cosas, ya mi marido se avía devuelto a Santiago a su trabajo.

Decidimos ir a bailar, tomarnos unos tragos y ojala una noche de lujuria. Todo bien nos pusimos muy coquetas, vestido las dos y nos fuimos a un pub. Entramos pedimos una mesa, todo bien nos tomamos unos trago, bailamos y como no ocurrió nada interesante nos fuimos al departamento de mis padres.

Como ya estábamos pasadas de copas, nos quitamos la ropa para dormir, quedamos solo en ropa interior unos colales bien lindo que teníamos la dos. Mis padres no estaban, solo mi hermano llegaba a dormir, pero como era sábado en la noche generalmente nunca llegaba. Bueno esa noche ciento que abren la puerta y entran unas 4 persona, hay ciento la voz de mi querido hermanito, él tiene 19 años y está en la universidad. A esa altura ya estábamos todas destapadas y con la puerta abierta por el calor, mi amiga ya estaba lona durmiendo y yo entre dormida escuchaba como se reían y tomaban, luego comienzo a sentir que se dirigen muy seguido al baño “claro desde el baño se ve nuestra pieza, y las dos en colales, tremendo espectáculo para ellos”, la verdad es que soy bastante exhibicionista sí que deje que aprovecharan de mirar total, se supone que estaba dormida.

Pasado un rato y ya con unas copas demás, comienzo a notar que se empiezan a acercar mucho a la pieza, uno entra y le toca el trasero a mi amiga que era la que estaba más a la pasada, ella ni cuenta se dio, luego veo que viene mi hermano y le manosea el trasero descaradamente a ella, y así un buen rato me tocaban a mí y a ella, supuestamente las dos estábamos dormidas. Luego escucho que entran y mi hermano pronuncia mi nombre un poco fuerte “para ver si despertaba creo yo”, no hice ningún gesto seguí fingiendo estar dormida, luego zamarrean un poco a mi amiga y nada, hay escucho que dicen están ebrias no despertaran.

Después de eso comienzo a sentir más manos en mi trasero, en mis tetas, me manoseaban y me estaba extienda pero no podía despertar, sentía como murmuraban. Ya no era solo manos lo que estaba sintiendo, ahora también sentía un miembro duro y mojado entre mis nalgas, sentía como recorría todo entre mis nalgas, de arriba hacia abajo, a esa altura la calentura era a full.

Luego siento como me acomodan de lado y un tipo se pone detrás mío acotado y comienza a frotan su miembro duro entre mis nalgas, lo Asia rápidamente, me excitaba estar masturbándolo con mi trasero, luego siento otro pene en mis labio, y comienza a masturbarse, siento un líquido caliente saltar hacia mi cara, que puta me sentía pero que rico estaba, me limpiaron la cara menos mal.

Luego siento que me toman de la cintura y me ponen de guatita, me levantan la cadera y ponen una almohada bajo el vientre, “yo abro un poquito los pies y levanto en potito más, estaba que explotaba, siento como me comienzan a tocar, mi vagina, mi trasero. En ese instante me sacan el colales y quedo toda expuesta, con el potito bien levantado, ya siento un dedo dentro de mi vagina, empiezo a sentir una lengua recorrerme, la meten bien adentro de mi vagina, luego sube a mi hoyito y baja nuevamente a mi vagina, está muy caliente ya mi movimientos lo delataban.

Luego siento como un pene duro y jugoso comienza a puntiarme en el trasero, baja Asia mi vagina y lo introduce de una “que rico lo necesitaba, estaba tan duro “, y comienza a moverse de adentro hacia afuera y yo con mi trasero seguía el movimiento que rico se sentía, entre abro los ojos y mi amiga ni mi hermanos estaban. No aguante más y grite de placer el mejor orgasmo que hasta ese instante avía sentido.

 

La excitación no bajaba y levanto el culo aún más, me pongo en cuatro y le agarro el pene a uno de los que se estaba masturbando, y se lo chupo y se lo chupo hasta que dejo todo su liquido en mi cara, mientras por atrás sentía como gemía hasta que ya no aguanto más y me tira su leche en la espalda. Yo seguía calientísima, sí que agarro a uno de los muchachos y comienzo a frotar s pene con mi trasero hasta que se le puso durísimo, comienzo a meter su pene en mi hoyito, que rico esa sensación de dolor y placer, entra y sale “ me acuerdo y me éxito, se siente tan rico, tan apretadito”, y no aguanto más y comienzo masturbarme mientras me penetran el trasero, más rápido y más rápido hasta que siento ese rico y placentero orgasmo, luego también me llena de leche todo mi hoyito.

Voy me ducho y me acuesto nuevamente, la verdad esa noche no pude dormir las revoluciones estaban a mil, pero estuvo muy rico una noche increíble.

Beso a todos y gracias por comentar, subiré una foto a mi perfil para que se imaginen mejor.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com