Cafeína y Otras Adicciones (II).

Por
Enviado el , clasificado en Reflexiones
107 visitas

Marcar como relato favorito
Recomendación:
EntrenaEn.casa - Videos para hacer ejercicio en casa. Entrenamiento funcional, fitness, yoga, pilates... ejercicios para hacer con niños y adultos mayores.

En mi hipotética observación de un Yo analógico, en ese universo paralelo, igual encontraría huecos para escribir estúpidos relatos que nadie lee. Y es que hablando de los concursos de relatos en los que he participado, todo ha ocurrido en ese mundo virtual precisamente. Es decir, yo he participado como un yo virtual, y mi forma de contactar ha sido desde un alter ego no real. Pero la creación ha sido desde el mundo físico. La beata Esperanza, tan yoísta y petulante, conformaba un pixel inaguantable que me quemaba, así que me tuve que apartar ferozmente de ella trepando la Verja de la Infancia, superando además el hecho de quedarme enganchado en sus hierros por culpa de mis dos anillos. Fue una proeza. La Proeza. Pero lo conseguí. Estaba atrapado en ese mundo de fantasías pixeladas, donde las interacciones eran y son vanas, falsas, tediosas y absurdas. Tuve que salir de ese mundo, donde sin querer, ya vivía, ya había adquirido patrones de conducta, ya me había habituado a ese roce, a ese contacto. Había ido olvidando el contacto físico, el sabor del auténtico toque humano. Craso error. No eran dos entes virtuales los que conectaban. La dirección de las notificaciones era desde una persona física hacia una digital, pues yo siempre he estado parapetado en ropajes digitales. Y así no funciona el ser humano.

 

Me hizo darme cuenta de que la interacción verídica y sana solo se puede realizar saliendo de la caverna tecnológica, respirando uno al lado del otro, y mirando a los ojos. La otra interacción es otra forma de ensoñación, te corroe el alma, alimenta el egoísmo y el egotismo, y te aparta de la naturaleza humana. Se vuelve adictiva. He hecho desaparecer el salto comunicativo desde el mundo real al digital, y al revés. Me siento más libre, más auténtico, y desde luego, al mejorar en mis hábitos -mis conductas adictivas, tanto el café como lo visual-, he logrado un plus de bienestar, dentro de mi mediocre existencia. Solo mantengo contacto con lo real, con la vida de delante, de al lado y de detrás de mí. No más pixeles, no más narcisas hablando de sí mismas, no más trampas en las que caer. Mi tiempo me ha costado lograr este aprendizaje.

 

 

 

Me di cuenta, por consiguiente, de que lo adictivo iba más allá de la cafeína y de la deplorable colección de imágenes en movimiento; estaba en mis conductas en las redes sociales, oh universo inexistente, repleto de narcisos y narcisas, falso, donde yo también practicaba esa falsedad hasta el punto de perder mi esencia y mi veraz presencia, por muy patéticas que sean. Todos queríamos salir siempre en la foto, todos estábamos pendientes de los likes y polladas lamentables...Una bola de nieve que iba creciendo y creciendo, originando una situación de dependencia de la que había que salir. Fuck Off, Mrs. Hope, Fuck Off,  paradigma del egotismo; quédate para siempre con tu desesperanzada vida de solterona beatona; y que nadie dude por favor de lo fermosa que eres y del talento que tienes. Ya te encargarás tú de recordarlo a tu gente.

 

El mundo virtual me ha hecho daño. Me ha hecho más daño que el exceso de café y las indecentes visualizaciones referidas. Me quedo aquí, en este terreno sólido donde piso con firmeza, a pesar de tener que convivir con mis ensoñaciones. Me siento ahora tan puro como el oleaje de mar embravecida de mis anhelados paseos costeros, sintiendo el azul cielo y el azul mar penetrar en mí a través de todos mis sentidos, fusionándose en un horizonte, un mismo horizonte por fin, auténtico; no pienso fotografiarlo para subir la imagen a ningún lado.


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Diseño web para pequeños negocios, rápido y barato Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed