Antipatía

Por
Enviado el , clasificado en Cuentos
79 visitas

Marcar como relato favorito
Recomendación:
EntrenaEn.casa - Videos para hacer ejercicio en casa. Entrenamiento funcional, fitness, yoga, pilates... ejercicios para hacer con niños y adultos mayores.

El lagarto salió de su guarida y se arrastró unos metros donde el sol prometía calentarle la sangre en poco tiempo. No había pasado ni dos minutos, cuando de pronto una sombra descomunal interrumpió su lento metabolismo, pensó tratarse de una nube, pero no, no era una nube sino la gigante figura de un elefante que pasaba por allí y que el lagarto ya conocía de vista. 

   Uy, ya viene el pesado este, dijo entredientes. Pero el paquidermo, sin darle tiempo a ninguna reacción protectora, dejó caer su voluminosa masa corporal. El lagarto agrandó los ojos y pensó, antes de ser fatalmente aplastado: 

   Este elefante nunca me cayó bien. 

                                                                 Fin.  


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Diseño web para pequeños negocios, rápido y barato Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed