INMORTAL EN MI MEMORIA

Por Maggio
Enviado el 02/10/2014, clasificado en Poesía
358 visitas

Marcar como favorito

El mundo entero se ha apagado, se ha callado.
Mi ropa mojada, mi piel helada de frío.
Qué oscura sala, silencio de hospital.
Cómo cancelar los gritos, los golpes, la furia.
Si tú ya no estás.
Otra renuncia, otro adiós al vacío.
Otro perderse en el mar.
Abandonarse como cansancio o renuncia
Entre los muros desnudos de un límite sin asideros
Donde llegó el cansado incomprendido,
Aquel cuya morada era el perpetuo exilio
Y ahora cuatro paredes sin esperanza ni belleza
Tan usadas para tránsito, tan sin recuerdos
Se perdieron en el margen de la memoria.
Él era un peregrino, un peregrino de ojos negros.
Descuidado, sincero, distinto.
Esclavo del tiempo y de su historia
Se iba lamiendo las heridas.
Buscador de caricias a escondidas, de besos a deshora.
Nos reconocíamos en el temblor,
En el límite que sella un destino.
En el hiato que nos une.
Y allí un aullido casi humano
Y aquí una palabra casi aullido.

Enciende el presente
Por aquí ya ha pasado un año
Cual imprevista melodía, ragtime, blues.
Y sigo aquí preguntando al siglo por sus ausencias,
Por las lágrimas intactas y el temblor ajeno.
Pero la sonrisa no se me escapa del alma.
Porque sé que volveremos a vernos
Allí donde está escondido el nombre, 
En el instante en que todas las cosas regresan y ascienden
En la frontera de la luz y ese abismo azul.
Mi voz clamando tu libertad...

Hasta pronto ‘U’


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com