Ese Día Tan Esperado!

Por Mariposa
Enviado el 14/01/2015, clasificado en Adultos / eróticos
5700 visitas

Marcar como favorito
Relato patrocinado por:
MiPlacer.es - tienda erótica orientada a la sexualidad femenina
Envíos rápidos y discreto a España Peninsular. Asesoramiento, buenos precios. Compra con seguridad y confianza.

Por fin llego ese día tan esperado, después de 1 año de esperar a Mi Mejor Amigo!.

Deseaba tanto mirarlo a los ojos y decirte lo mucho que lo  había extrañado que cuando lo vi acercarse mi corazón latió tan rápido que deje de pensar.

Entramos a un bar conversamos al ritmo que nos tomamos unas cervezas, una hora después subimos a un taxi y nos dirigimos a un motel, al entrar me tomo en sus brazos y me beso suavemente al tiempo que todo a mi alrededor desaparecía, me sentí perdida en sus brazos, segura, deseada… sus besos se tornaron apasionados, urgidos, sus manos empezaron a quitar mi blusa con gran desespero al tiempo que las mías acariciaban sus fuertes brazos, dejo caer mi blusa y fue por mi brasier, lo quito con tanta facilidad que parecía que todo estaba confabulado a nuestro favor, acerco sus labios a mis pezones y justo en ese momento entendí que le pertenecía, deje de pensar, solo sentía sus manos acariciando mis senos, su boca pasar de un pezón a otro, le quite su camiseta y admire su pecho fuerte, bronceado, sus dedos bajaron y desabrocharon mis jeans un minuto después estábamos desnudos besándonos como si el mundo se fuera a acabar, él se acostó boca arriba y tiro de mi brazo para que me subiera sobre él, yo muy obediente lo hice, abrí mis piernas alrededor de sus caderas y su pene grande, grueso y muy duro quedo justo en la entrada de mi vagina, como pidiendo permiso para entrar, nos acariciamos mutuamente, parecía un sueño, un sueño maravilloso, mientras suavemente me penetraba, me hacía suya, me movía al ritmo de la pasión, subía y bajaba y su pene se perdía en mi interior, sus ojos me miraban dilatados, brillantes, deseosos de más y yo solo disfrutaba ese momento tan esperado, disfrutaba el sentirlo cada vez más dentro de mí, cada vez más rápido, sentía sus manos recorrer mi cuerpo y me volvía loca, loca de pasión solo por él, mi cuerpo no aguanto tanta pasión y explote en un gran orgasmo que estremeció cada centímetro de mi cuerpo, se colocó sobre mí y me hizo gritar al meter todo su pene de un solo golpe al tiempo que besaba mis labios con tanta locura que nublaba mi cabeza, entraba y salía de mi dominándome completamente, tan rápido y tan fuerte que solo podía sentirlo, no me pertenecía, le pertenecía a él y solo a él, en ese momento lo sentí retorcerse mientras era estremecido por un volcán de sensaciones llamado orgasmo y llenaba mi cuerpo de su cálida pasión…

Nos abrazamos y acariciamos por un largo rato, no eran necesarias las palabras en ese momento… Continuara!.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com