La Peor Pesadilla. nueva versión

Por cristylove
Enviado el 23/01/2016, clasificado en Intriga / suspense
350 visitas

Marcar como favorito

       Despertó una noche con terror, su cuerpo fue abrazado por un escalofrío, no sabía cómo explicarlo, lo cierto era que Carolina descubriría en carne propia que los monstruos si existen y son más terroríficos de lo que ella pensaba.

        El sudor bañó su cuerpo, quiso llorar, gritar. Debido a los constantes robos y homicidios que ocurridos en su barrio, Carolina vivía con miedo de ser asesinada, violada por los tantos delincuentes que frecuentan las calles de donde reside. Ella hace ya un tiempo que dejó de salir con sus amigos por las noches, siempre  la sensación de ser perseguida, viviendo en una constante  inseguridad, parece un saco de nervios y todo eso ha logrado  en ella un aislamiento del mundo exterior que la mantiene  prisionera en su propia casa.Carolina ha muerto lentamente en la agonía, de aquella chica alegre que era el alma de las reuniones sociales, aquella mujer que era feliz solo queda un fantasma viviente que arrastra cadenas de incertidumbre.

        Finalmente su peor pesadilla se hizo realidad, despertó debido a ruidos que provenían del corredor cercano a su habitación, el pánico la invadió trato de hacer algo para salvar su vida, su corazón late tan fuerte que no puede respirar, siente que va a morir sin poder defenderse; el miedo la mantiene paralizada. En un último esfuerzo logra levantarse de la cama colocándose detrás de la puerta esperando morir, de repente se abre el portón y ella en un desesperado esfuerzo por huir se abalanza sobre aquel desconocido, logrando salir corriendo de la habitación.

         Se dice así misma – Corre Carolina - pero alguien más se interpone en su camino y la derriba, siente el peso enorme de un cuerpo aprisionando su frágil humanidad que la deja sin aliento, -es el fin.

         Un silencio sepulcral protagoniza brevemente los acontecimientos que abren paso a la interrogante más importante para Carolina en ese momento:

          -¿Habré muerto? –Trata desesperadamente de coexistir entre lo vivido y el cadáver que es ahora.

         Solo observa una sombra que la acecha desde la oscuridad comparable  al terror indescriptible que esta padeciendo, cierra los ojos como único medio de que desaparezca. Permanece inmóvil, desvalida, sola, ya no hay nada que hacer. De repente siente la caricia de la suave brisa del amanecer en su angustiado rostro que emerge por la ventana de su habitación , poco a poco aquel maléfico desconocido se va desvaneciendo al quedar fulminado por los hilos dorados de una nueva alborada que le muestra a Carolina que hay una esperanza.

         Entre llantos y suspiros se da cuenta que se encuentra en su cama, algo ha cambiado en ella, una nueva oportunidad de vivir.

         Reconoce el tiempo que ha perdido viviendo bajo la sombra del miedo, sorprendida se pregunta:

         -¿Cómo he podido vivir tanto tiempo así? A su vez reflexiona.

         -¡Ojalá no sea tarde para recuperar mi vida!

         -Que maravillosa sensación, renaceré de mis cenizas cual ave Fénix.

          Carolina siente que un nuevo poder la invade a plenitud regresándole  el alma como si fuera magia de hadas. El porvenir le augura que la pesadilla ha terminado para fecundar la libertad que había olvidado y anidar sueños de colores brillantes en su nueva travesía.

          Por último se levanta, dirige sus pasos hacia la ventana, respira profundo y grita con todas sus fuerzas.

         -¡Estoy viva!

 


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com