Mi libro C. 43

Por Jesús A.
Enviado el 25/05/2016, clasificado en Varios / otros
218 visitas

Marcar como favorito

Rebelión de los Guamares

La rebelión de los guamares ha sido un levantamiento nativo del territorio de Guanajuato, que se produjo desde 1563 a 1568 contra los gobernantes de Nueva España y que tenemos noticias de ello especialmente por los escritos de don Pedro Ahumada de Sámano, quien termino con la sublevación.

Las exploraciones de los guamares contra los españoles se llevaron a cabo en 1563, cuando derruyeron el establecimiento de Pénjamo. Más tarde los insurrectos asaltaron Comanja y mataron a los españoles que estaban allí, quedando tan solo dos sobrevivientes. En 1569 los rebeldes se hicieron con el embarcadero del Robledal, próximo de Guanajuato, llegando hasta Xilotepec. Se piensa que algunas veces los insurrectos fueron apoyados por los nativos adoctrinados de San Miguel y Pénjamo. Al final fue sofocado el levantamiento.

Revuelta Mudéjar

Revuelta mudéjar es como se llaman las rebeliones de los mudéjares, o los musulmanes andalusíes unidos por la Reconquista a los territorios católicos de la Península Ibérica.

Asimismo el elemento público y de creencias, han sido un motivo para estas revueltas de manifestaciones, la afinidad de conjunto­racial­educativo, con la circunstancia monetaria y colectiva de los mudéjares, doblegados a un duro sistema feudad, con una dedicación agrícola esencialmente establecida en unas tierras singulares, como eran las vegas valencianas y las serranías andaluzas.

Revueltas anteriores a 1492: Sin hablar de otras revueltas menos importantes, la Revuelta mudéjar de 1264, fue el primer gran levantamiento de los mudéjares en territorio de Sevilla contra Alfonso X, igual que la del territorio de Murcia, los dos territorios hacía poco tiempo que se unieran al Reino de Castilla. El castigo a los insurrectos fue muy fuerte, de esa manera, la mayoría de los mudéjares de la vega del Guadalquivir se trasladaron al territorio nazarí de Granada; lo que no hizo la de Murcia, que siguió estando allí.

También tuvo lugar en el reino de Aragón otra muy importante rebelión mudéjar (igual que la del territorio de Valencia) en 1276 (que duró hasta 1304), que a pesar de que provocó la disminución de sus gentes en algunos lugares de ese territorio (norte de Alicante), no supuso la discontinuidad de la mayoría de la sociedad mudéjar, igual le pasó a las reinantes en la vega del Ebro, que eran anteriores.

Se produjeron infinidad de rebeliones en los dos siglos que siguieron, entre ellas la de 1490, al mismo tiempo que la Guerra de Granada (1482­1492).

Los escritos no se ponen de acuerdo en cuantas rebeliones hubo, sumadas otras menos importantes y mejor señaladas como las que llevo a cabo Al­Azraq en el territorio de Valencia: en 1244 la primera, de 1248 a 1254 la segunda, 1276 la tercera, esta influyó en su mayoría a la población de Alcoy.

Revueltas posteriores a 1492, de las revueltas mudéjares a las revueltas moriscas: Después de la Guerra de Granada, con un acuerdo que al finalizar no era muy beligerante con los musulmanes que no deseaban irse del territorio católico de Granada, continuó existiendo una comunidad musulmana bastante abundante, esencialmente en el campo y tierras accidentadas de ese territorio (alpujarras), igual que en las huertas valencianas y murcianas, católicas desde el siglo XIII y otros reinos reconquistados anteriormente, como algunos lugares de la vega del Ebro.

Después de 1492 y en especial con el dictamen de 1502 que obligaba a bautizarse a todos los musulmanes, anteriormente censados, se les llama moriscos para describirlos y de rebelión morisca, para referirse a los continuos alzamientos que se produjeron.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com