TENGO VENTAJA

Por Benjamin.J.Green
Enviado el 07/06/2013, clasificado en Varios / otros
438 visitas

Marcar como favorito

Hay una parte del viaje,que un momento o otro todos debemos hacer solos.

Llevados hacia delante,por la necesidad de conocer este inmediato futuro nuestro.

Con o sin consentimiento del viajero.

Nadie nunca ha vuelto,a contar lo que succede a lo largo de ese ultimo tramo.

Paisajes y mundos nuevos,quizas nos esperan,al final de esta parte de la senda.

Como puede que no haya nada y que solo dormiremos para siempre.

Tambien esta la reencarnacion,pero no esta muy claro,en que te vas a reencarnar.

En la incognita de la respuesta,reside la congoja del hombre,que ve como

se acerca el final.

Yo sin embargo veo un desafio y un reto,el hecho de tener que morir,me

produce cierta curiosidad,no es que desee la muerte mas que otros,pero

la veo como algo natural y cercano.

Creo que debo deciros que cuento con cierta ventaja,conozco bien a la parca y

a sus amigas las moiras.

He estado dos veces a punto de morir de verdad y en las dos,he sentido cosas

muy diferentes,aunque el resultado fuera a ser el mismo.

Una fue por la caida desde un sexto piso y la otra de un cancer cuando tenia

24 años.

De la caida puedo decir que es una buena manera de irse.rapido,indoloro,y,cien

por cien efectivo.

No tienes tiempo ni para pensar.

Me salve porque cai en una red de seguridad,que unos albañiles habian colocado

en el primer piso,unos metros mas aca o mas alla y estaria estampado sobre

el asfalto,me rompi las costillas y una pierna,pero sali de esa.

Lo del cancer fue muy diferente,estuve casi ocho meses en el hospital,un linfoma

de hodgkin,con metastasis y los gangliones como mandarinas,una enfermedad de 

viejo.

Creo recordadr que llege a pesar 48 kilos,lo que para un tipo de metro ochenta,

deportista y hasta entonces sano,un autentico desastre.

Era como mirar un esqueleto recubierto de piel en el espejo,que ya no podia

ni sonreir.

Cuantas noches con la pleura dolida por culpa del liquido linfatico,que de vez en 

cuando vaciaban,con una jeringilla dotada de una aguja tan grande como mi

antebrazo.

Noches de de asfixia lenta,ahogandome en tierra firme,de terror y de preguntas

sin respuestas.

Mi record estaba en seis dias sin dormir,del miedo que tenia a no despertarme.

Me desahuciaron un par de veces,mi madre me lo decia.

Los medicos no creen que te vayas a salvar,pero yo si se que lo haras.

Ella me enseño a luchar y no rendirme,que si tenia que morir,iba ha hacerlo

gritando mi rabia y mi coraje,haciendo honor a la sangre que corria por mis venas.

Que era mejor morir peleando,que dando la espalda y huyendo y por una vez

en mi vida le hice caso.

Cuando pienso en esa epoca,me emociono profundamente y eso que han pasado

25 años,de aquello.

Biopsias,laparoscopias,quimioterapia,lagrimas,dolor,terror,depresion,calambres

horribles que me recorian todo el cuerpo.

Creo que toque todos los estados de animo posible y por imaginar.

Y tuve mucho tiempo para pensar en la muerte y a hablar con ella.

Venia y se sentaba en el borde de la cama,dandome animos y intentando

prepararme,para el casi seguro desenlace.

Era una mujer sin edad,de una extraña y triste belleza,su tono de voz era

suave como el terciopelo y sus ojos eran negros como la noche sin luna.

Siempre vestida de negro,venia con la noche y se iba por la mañana,como una

amante furtiva,aun no estoy seguro,de que fuera real o una ilusion provocada

por la falta de oxigeno y el miedo a morir.

Pero yo nunca olvidare las palabras que cruze con mi entonces mejor amiga.

Me decia que lo unico que habia que hacer,era prepararse para ese acontecimiento

como si fuera una fiesta.

Que no existia,el mar,el cielo y la tierra,que solo eran sueños,dentro de otros sueños

y que viviria eternamente mas alla del entendimiento.

Despues de tres largos años de lucha y de recaidas,por fin lo supere.

Volvi a disfrutar de una vida plena,pero de otra manera,algo habia cambiado

en mi interior,ya nada iba a ser como antes.

Nuevos valores,diferentes metas,comprension,intuicion,ojos para ver,de ese trance

salio un benjamin nuevo y diferente.

Yo se lo que hay al final de la senda y conozco el no tan oscuro camino.

Porque lo recorri y pude volver.

Solo que juego con ventaja,porque me hice amigo de la parca y espero que

el final sea el que yo deseo,de pie y con mi espada en la mano,luchando

hasta la victoria o la muerte.

Pero nunca mas tendre miedo a morir,pase lo que pase y vaya donde vaya.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... MiPlacer.es
TvReceas - Videos de recetas de cocina Haz tu donativo a cortorelatos.com