Con un par

Por
Enviado el , clasificado en Microrrelatos
1285 visitas

Marcar como relato favorito

No hay huevos! al oír eso pensó lo mal que habían ido las cosas otras veces a partir de esa frase, pero antes de poder pensar nada más su boca ya estaba afirmando, sus piernas corrían más que nunca en toda su vida y su corazón botaba desbocado dentro de su pecho; saltó, era un gran salto, seguramente el mejor de su vida, pero enseguida el avance se transformó en caída, le siguieron unos segundos de extraña tranquilidad mientras la gravedad le acercaba a gran velocidad a la acera donde tantas veces había jugado, no lo podía creer! Que estúpid


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

ElevoPress - Servicio de mantenimiento WordPress Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed