Las mejores vacaciones 2 final

Por Danmor
Enviado el 13/06/2018, clasificado en Adultos / eróticos
5549 visitas

Marcar como favorito

Bill se despertó, Lily dormía recostada sobre él, no la quería despertar, se destapó y la vio desnuda, sentía sus senos y su vello púbico le rozaba la pierna, él se empezó a excitar solo de poner atención a esos detalles, cerró los ojos y recordó la noche anterior, eso hizo que su verga se extendiera, pareciese que Lily lo sabía, porque en ese instante se subió arriba de él y se sentó, haciendo que la espada entrara, Bill la tomó por las caderas, se movían suave y lentamente, ella dijo –DEJAME DISFRUTAR−, él se dejó llevar y susurró – HAS LO QUE QUIERAS−, ella se agachó para ofrecerle sus senos, él mamaba de ellos como si quisiera alimentarse.

Bill la dejo disfrutar, de repente ella se acerca y le dice acaba tú, él la abrazó y sin salirse, giró para acostarla en la cama, ahora él estaba arriba, seguían moviéndose pero más rápido, ella escurría, Bill buscó su clítoris, estaba hinchado, jugó con él, aumentó la velocidad de sus movimientos y notó que Lily estaba teniendo un orgasmo, él no pudo retrasar más su estallido y se vació dentro de ella.

Despacio él se salió y la besó muy suave, dejó que su lengua entrará y buscara la de ella, cuando la encontró dejó que se acariciaran, Bill se dio cuenta que ella lloraba, cuando terminó de besarlo se abrazó a él.

Después de varios minutos ella dijo –POR FAVOR NO ME HAGAS REGRESAR CON MI ESPOSO−, Bill no sabía que decir, seguía llorando, le tomó la mano y se la llevó al baño, se metió con ella a la bañera, dejó que se calmara, le lavó el pelo, la enjabonó, le dio masaje, le lavó su zona íntima, fue muy delicado, jugó con su clítoris mientras lo lavaba y al enjuagarlo metió sus dedos y le hizo el amor con la mano mientras la besaba, logró que tuviera otro orgasmo, quedó media aletargada, la levantó, la enjuagó y le puso la bata de baño, ya no lloraba, solo decía –NO QUIERO REGRESAR CON EL−, la sentó en la terraza y le dijo –VAMOS A ALMORZAR−.

Comieron y hablaron, ella más que él, le confesó que era su primera vez, que su marido nunca la había tocado, se disculpó por llorar, le suplicó que la ayudara, Bill le prometió que lo haría, aunque no tenía idea de cómo, para alegrarla un poco le propuso salir a caminar.

Recorrieron el centro de la ciudad, Bill estaba encantado de estar con ella, entraron a un museo, era una de las pasiones de Lily.

Cenaron en el hotel, Lily quería dormir con él, no quería estar sola, Bill no pudo negarse, durmieron abrazados y así amanecieron, ambos disfrutaban la mutua compañía, él la despertó haciéndole el amor, ella se dejó querer.

La semana pasó entre caminatas y encuentros amorosos, Lily estaba feliz, no pensaba regresar, así se lo dijo a Bill, él quería ayudarla; pensando...  recordó ciertos detalles, no conocía a ninguna amiga de su jefe, solo amigos, ¿cuál es la única razón para no tocar a una mujer?

Claro debía ser eso, se dirigió a la chica y le preguntó−¿ te ha tocado?, ¿besado?, ¿te ha visto desnuda?, la respuesta a todas las preguntas era NO,  entonces él quiso saber de qué hablaban, Lily le explicó que ellos sólo hablaban de productos de belleza; Bill pensaba, porque no tocarla, la razón debía ser…..  No le gustaban las mujeres, eso era.

Decidió que se quedarían unos días más, en lo que pensaba como conseguir que ella fuera libre, Lily estaba feliz, él hizo unas llamadas y dijo hay que esperar.

Unos días después Bill recibió un pequeño paquete, eran fotografías de su jefe en compañía masculina,  no se las enseño a Lily, le pidió que esperara en el hotel, él iría a hablar con su jefe, y le prometió regresar por ella.

Ese mismo día llegó a la oficina, no se anunció y entró, encontró a su jefe besando a un jovencito que estaba a medio vestir, su jefe se sorprendió al verlo y el chico rompió en llanto, Bill y su jefe se pasaron a otra oficina para hablar, su jefe le pidió discreción, Bill fue directo al grano, vengo de parte de su esposa, quiere el divorcio, la respuesta fue NO, el hombre explicó que debía mantener las apariencias.

Bill cambió de táctica y le planteó a su jefe un plan, ella es una intelectual, usted necesita alguien más social, además si se divorcia y se vuelve a casar, alimentaría su fama de mujeriego, yo conozco a alguien que es ideal para usted; al decir esto su jefe cambio de actitud, si usted quiere se lo presento, las preguntas cayeron como lluvia ¿es guapo?, ¿viejo?, ¿gordo?, ¿flaco?, ¿cómo es?, la única respuesta fue, es un experto en tratamientos de belleza, el pobre hombre suspiro, Bill hizo una llamada y salieron.

Llegaron a una casa donde los recibió una mujer guapa que no dejaba de hablar, el jefe no le ponía atención, Bill los presentó diciendo tío Paul él es mi jefe, jefe ella es Polly mi tío, al oír esto el jefe ya no oía a Bill, quedó prendido de Paul y le dijo eres justo lo que necesito, de inmediato se lo imaginó en la cama con él, dirigiéndose a Bill dijo, arregla lo del divorcio, dale lo que pida, yo de aquí no me muevo, en eso Polly le susurró: sé masajear la próstata, te va a gustar,  Bill oyó decir a su jefe casémonos y a su tío contestar cuando quieras.

Bill se despide y su jefe le pide de favor que se quede unos días con su esposa, que la entretenga para que no esté sola y triste, él contestó seguiré órdenes.

Al llegar con Lily le dijo que prácticamente era divorciada, ella lo besó y le preguntó qué vamos a hacer, él le explicó que su ex quería que la acompañara, así que se quedaría con ella para evitar que estuviera triste, ya después pensarían en boda, ambos estaban felices.


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Ellas buscan... FarmaToday
Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos Haz tu donativo a cortorelatos.com