Locura vs cordura. Pensamientos de William (protagonista)

Por
Enviado el , clasificado en Drama
563 visitas

Recomendación:
ManualidadesEn.casa - Haz manualidades en casa. Cientos de proyectos para desarrollar tu creatividad, con diversos tipos de materiasles y niveles de dificultad.

Ante mis ojos solo tengo desgracias.
En mi mente hay pensamientos amargos.
Y en mis manos, oscuridad.
Mi realidad es fugaz, cambia constantemente. Mi moral es inaceptable para los demás.
Soy el único que persiste en sostenerse de pie cargando con el vacío sobre sus hombros.
Aborrezco mi existencia.
Soy una mancha negra en esta sociedad, es así como _ellos_ quieren que me sienta. Tirándome toda su mierda, diciendo "ahí va el desdichado", deseándome la muerte.
Yo también la anhelo, pero llegado el momento de ajustar la cuerda alrededor de mi cuello, me invade el pánico y decido no hacerlo.
Sé mejor que nadie que debería estar bajo varios metros de tierra, soy consciente que fui maldito desde el momento que nací, y que mi mera persona es un error.
¿Entonces qué me detiene?
¿Mi familia? Ella, salvo Ruby, (la cual se encuentra desaparecida), fue masacrada.
¿Mis amigos? Jamás tuve algo como eso.
¿Alguien a quién ame? Tal persona nunca existió.
Lo único que logra distraerme es mi trabajo. Me ayuda a olvidar mi agonía. Verme reflejado en los rostros de los cadáveres con los que me toca analizar, suaviza mi sufrimiento. Imagino que ese muerto soy yo, que finalmente tuve el valor de huir de este mundo.
Ignoro si aquello es signo de haberme vuelto loco, pero me es suficiente el sentimiento de alivio que me genera.
Muchas veces me pregunto si los placeres que tengo en esta vida ( los pocos que se me permiten tener) son prueba de mi pérdida de cordura. A lo que siempre respondo con un "me tiene sin cuidado".
Que mi realidad continúe cambiando, y que mi trastorno vaya en aumento.
Donde sea que estés Ruby, no te preocupes por mí. Quita de tu mente la idea de tu hermano suicidándose. Porque puedo estar seguro de esto, y es que a causa de mi naturaleza cobarde, continuaré con vida, pero a cambio, recibiré toda la porquería que este mundo tiene para mí.
Si resolver casos y asesinar no vienen de la mano y se lo considera como un tabú, yo mismo lo convertiré en un acto normal.
Si estoy condenado a vivir, entonces sufriré y beberé de la locura, hasta que ésta me deje ciego por completo.
¿Quién dijo que el placer de asesinar está mal?¿Por qué está bien condenar a poetas modernos por varios años en la cárcel? Habría que castigar la ignorancia que rodea a todas esas personas "normales".
¡Qué el Estado se desmorone, y la ausencia de orden llene a este mundo!
¡Comamos, comamos todos juntos de la misma mierda!
¡Safira, Ruby, dejen que esta mugrosa sociedad sufra lo que yo vivo día a día!.
Rudolf, no esquives la mirada y deléitate con mi proeza, con esta nueva expresión del arte que creé con mis propias manos.
¡Miren!
Sea locura, sea cordura, me da igual. Solo me interesa este sentimiento.
¡Que bien se siente!.
Amo estar loco, amo estar cuerdo.


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.