ORGASMO SUBLIME

Por
Enviado el , clasificado en Adultos / eróticos
6516 visitas

Marcar como relato favorito
Recomendación:
Libros eróticos - Los libros de ficción erótica más populares de Amazon

¡¡Mi cuerpo no aguanta más!! Me digo desesperadamente, siento el calor que lo invade, mi cerebro parece haberse desconectado de cualquier sentido que lo vincule con la realidad en este momento. Sin preámbulos y con la certera intensión de saciar mis ganas de Él, entro en mi habitación y me desnudo sintiendo como palpita mi vagina y por mis muslos caen gotas de un líquido transparente, advirtiéndome que estoy preparada para Masturbarme en su nombre.

Busco mi vibrador, le pongo las pilas y me acuesto en el borde de la cama, dejando mis caderas elevadas para realizar los movimientos que me llevaran a tan anhelado y delicioso orgasmo:

Dejo volar mi imaginación, y lo primero que hago es lamer la cabeza de su pene, suavemente mi lengua la rodea y siento como su cuerpo tiembla, excitándome cada vez más.

-Él con sus manos coge mis senos y aprieta mis pezones, haciéndome soltar un gemido de placer, logrando que pueda succionar su pene llegando hasta mi garganta ¡Sanint¡, digo con un hilo de voz pues esto ha hecho que mi vulva se hinche y lubrique aún más.

-Siéntate, mírame y sintieme – le ordeno.

-Mis piernas se abren y mis dedos acarician la humedad de mi entrepierna, pongo el vibrador en la función 1 y lo paso entre mis labios vaginales para lubricarlo y sentirlo a Él en mí ser, masajeo mi clítoris hasta sentir un fuerte corrientazo, inmediatamente introduzco el vibrador en mi vagina y veo como Él me observa y su pene esta tan duro que se le va a salir del pantalón, ven acá – le ordeno. Penétrame – suplico, ¡penétrame por favor! y una embestida me sacude todo el cuerpo, mientras mis caderas se mueven al compás del vibrador, gemidos, sudor, más gemidos, humedad y lujuria es todo lo que soy en este momento.

- ¡Fóllame, Sanint, Fóllame como nunca te has follado a nadie ni te follaras a nadie!

- Su lengua saborea mis senos y un leve mordisco hace despertar mi cuerpo del trance en el que se encuentra por culpa del hombre que me tiene perdida en la lascivia. Le subo la función al vibrador al número 5 frotándolo en mi hinchado clítoris hasta retorcerme en la cama, pronunciado su nombre muchas veces haciendo más real esta experiencia, sintiendo su pene dentro de mí húmeda y apretada vagina a punto de venirse en mi interior, me agarra el cuello asfixiándome, mis manos agarran su espalda clavando las uñas sin precaución alguna y solo me dejo llevar por la última vibración del vibrador llevándome a gemir y maldecir tan sublime orgasmo que acabo de tener.

- Una leve sonrisa de satisfacción se asoma en mi rostro por cumplir con mi meta. Húmeda, goteándote, con la garganta seca de tanto gemir y gritar; finalmente con las piernas temblorosas, me levanto e incorporo a mi vida diaria. Agradeciendo a ese hombre de sonrisa maniaca, voz gruesa que lo hace lucir tan varonil, cuerpo delgado, blanco como el papel y tatuado por doquier por regalarme tan sublime orgasmo en su nombre.


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

Diseño web para pequeños negocios, rápido y barato Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed