Los buscadores del encantamiento oscuro

Por
Enviado el , clasificado en Amor / Románticos
333 visitas

Recomendación:
Ficción romántica (top ventas) - Los libros más vendidos del momento de ficción romántica.

Como ha cambiado todo –dijo casi suspirando, sin mirarme, como si estuviese hablando para ella misma-

Me atreví: Extraño burlar al vigilante a las dos de la mañana para venir a divertirnos.

Por favor no hagas esto Alex- me contestó serenamente-

No lo malentiendas –le dije-  pasa que aún intento inventarle historias a las personas pero…

-Se rió y me soltó algo que no esperaba:

¿Y la novia? ¿Se porta bien?

Ni te imaginas  –le contesté  en un tono sinvergüenza- casi no dormimos.

Imagino que por eso estás más delgado –dijo con una expresión que no alcanzo a descifrar- 

A veces le tengo miedo –le confesé en voz baja- no quiere parar…

Que interesante –respondió maliciosamente-

No hay novia –repuse enseguida- esa es la verdad…

Me miro entrecerrando los ojos: tonto –dijo, cogió mi mano fuerte y pude notar que le costaba mantener la cara arriba-

¿Y el tuyo? –la cuestioné intentando seguir la plática-

Se fue la otra noche –dijo pensativa-  creo que no tiene remedio…

Sentí un golpe en el pecho pero no quise ofuscarla: ¿puedo ayudarte para solucionarlo? Incluso podemos buscar un encantamiento oscuro para que vuelva…

Se hizo un silencio grande después de las risas, contemplamos  la ciudad bajo la lluvia serena de agosto…

Discúlpame Alex, no sabía a donde ir…

La abracé fuerte, sin pretensiones, abrí el paraguas y después la separé un poco de mí, la miré fijamente llevando mi índice a la altura del corazón: sabes que aquí está tu casa Julia,  no es necesario pedir disculpas.

-La vi sonreír y mientras secaba sus lágrimas con las mangas de mi suéter el tiempo se detuvo otra vez-


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.