En la ducha Y mucho más (parte 2)

Por
Enviado el , clasificado en Adultos / eróticos
5615 visitas

Recomendación:
Lesbianvideos.co - Videos a diario de relaciones íntimas entre mujeres

Lorena, mi novia, era una mujer audaz y vivía junto a su madre, con la cual acabamos follando. Desde esa vez en la ducha era una tentación esa señora. Cada vez que estábamos en el sofá ella pasaba con su culo rozando y excitándome. Una vez incluso, sin que Lorena se diera cuenta, se sentó en mis piernas y refregaba su culo contra mi impresionante erección y luego se iba a la cocina. Yo quedo con mi verga gruesa, caliente, casi goteando y con el pulso acelerado y me descargaba haciéndolo con mi novia Lorena.

Un fin de semana en que Lorena, su madre y yo brindábamos, se nos pasó las copas y empezó a bajar la somnolencia. Me fui a dormir a la habitación, al rato llegó Lorena y luego su madre. Los 3 reposábamos sobre esa cama matrimonial. Lorena empezó a juguetear mascándome y chupando mi verga sobre mi pantalón. Liberó poco a poco dura verga y empezó a comérmela. Mientras lo hacía noté que con disimulo observaba ya despierta su madre esta cachonda escena. Veía en su mirada y en sus pezones lo caliente que estaba. Lorena se abre de piernas y le meto, poco a poco y hasta lo más profundo, mi verga durísima. En ese instante la señora se quita sus jeans y queda en calzón mirándonos. Lorena se sonroja, pero su mama le dice que continuemos en lo rico que hacemos. Miro los labios vaginales marcadísimos bajo ese calzón y luego se los quita mientras follo durísimo a su hija Lorena, que está junto a ella. Esa señora goteaba deliciosamente y tenía la vagina abierta y calentísima. Ante esta escena ya no pude más y empecé a masturbar a mi futura suegra. La hacía mía con mis dedos y Lorena, aunque sorprendida, no se enojaba de lo muy espectacular que me la follaba...

Continuará


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.