WELTSCHMERZ - A veces el mundo duele. 03.7

Por
Enviado el , clasificado en Varios / otros
81 visitas

Marcar como favorito
Relato patrocinado por:
Libros de ficción - Consulta las novelas y libros de ficción más populares de Amazon

***

  - Quien diría qué si podías, Koma. Era obvio que podrías, digno de ser mi mascota.

- Pero de nada sirvió, todos ellos aún tenían una “llama” de no estar tan muertos, debe ser uno especial, una que lo veas y digas “Oh, este está muerto”

- Hmm. Es fácil de decir, Koma es quien tiene que ver eso. ¿Cómo sabrá de quien se trata?

- Estoy seguro de que lo sabrá con solo verlo. El que haya visto a los ancianos en el parque le servirá de referencia. Ahora si empieza la verdadera búsqueda. ¡Vamos!

- Pero si no esta en el parque, ¿Dónde podrá estar?

- Hmm .. Excelente pregunta. Pero no se la respuesta. Hueles a la muerte cerca, ¿Koma?

- No me acostumbro a tus extraños comentarios.

- Uno nunca se acostumbra a lo que niega.

- Es extraño, pero veo que Koma te hace caso. ¿De qué hablaron para qué sean tan cercanos?

- Simple, cosas de hombres, no lo entenderías, ¿Verdad, Koma? – Esté solo le ignoro.

- Oye, y ¿Cómo esperas qué sepa el olor de la muerte?

- ¡Ay!, hoy despertaste muy preguntona, ¿No? Como toda “llama” este emite un olor muy característico, es el Tiempo que quema al alma.

- En serio, no me acostumbro a ti.

- Tranquila, Koma si lo hace.

Caminaron por toda la ciudad en búsqueda de una pista, el olor, de la “anciana”. Pese a decir toda la ciudad, solo fue la parte clara, eso es “todo”, cuando vemos un objeto, llamamos “eso” solo a la materia, no a la sombra de esta misma. Eso es toda la ciudad. Lo otro es peligroso, nada bueno puede salir de ir ahí. Pasaron toda la tarde, aunque no encontraron ninguna pista tuvieron que detener su misión debido a que existe alguien que no puede funcionar bien con el estómago vacío.

- ¡Oh! ¡Ah! – Comenzó su drama desfalleciendo en el piso - ¡Ah!, amigos, no puedo seguir…

- ¿Estas bien? ¿te mordió una rata?

-… No, sigan sin mí, no puedo seguir, tengo, tengo …. Hambre. ¡Ah!, Gula, ¿Eres tú?, desde ahora seré tu apóstol, ¡Ah! ....

- …. No se si lo hiciste siendo consiente de que el restaurant de mi Abuela esta cerca o no, pero ya que estamos aquí y no es bueno saltarse una comida, ¿Por qué no vamos a comer? ¿Qué di …?

- ¡Muy bien! -Reincorporándose de un salto- Pongámonos en marcha. Ay, como me caería bien un pastel de zanahoria para recargar las energías, que opinas Koma. Jaja, que bueno es tener a Salvador cerca, siempre que esta hay comida, nada malo puede salir de estar con él. Jaja. – Al ver que Salvador se queda atrás – ¡Oye!, no te quedes atrás, tenemos prisa. Vamos, necesitamos de tu guía.

- Bruja ..


Compartir el relato

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.