CUM LAUDE parte 2

Por
Enviado el , clasificado en Varios / otros
162 visitas

Recomendación:
ManualidadesEn.casa - Haz manualidades en casa. Cientos de proyectos para desarrollar tu creatividad, con diversos tipos de materiasles y niveles de dificultad.

El curso siguiente fue un calco del anterior y Andrés acumuló grandes conocimientos de

Física y Matemáticas al mas alto nivel.

Su vida cotidiana permaneció inalterable ; solo la ausencia de Ruth que se había marchado a

estudiar a la costa este ,supuso un contratiempo pues se había enamorado de ella el verano

anterior. No obstante los sábados invitaba a otras chicas a cenar y a bailar y de este modo se

le fue curando su mal de amores.

Se graduó de los dos Master con nota de excelencia y decidió optar al título de Doctor en

ambas especialidades.

 

Obtuvo una beca de la universidad de Standford que incluía una bolsa de 50.000 dólares,

a cambio de de dar cuatro clases semanales a estudiantes de su especialidad. Como le gustaba

el clima y el ambiente de California ,no tardó mucho en decidirse.

Le satisfizo la oferta y se desplazó a su nuevo destino con la idea de buscar a dos prestigiosos

profesores que aceptaran  llevarle la tutoría de las tesis.

Con su expediente académico en la mochila,no le fue difícil encontrar lo que pretendía,por lo

que tras hacerles saber  en que consistían los temas de sus tesis ,obtuvo el beneplácito

de los dos ilustres catedráticos.

 

Como las cuatro horas semanales de clase le requerían muy poco tiempo de preparación,

y le robaban menos de una jornada completa,pudo dedicarse a conciencia a preparar sus tesis,

para lo cual consultó innumerables publicaciones y trabajos de colegas por internet y en revistas

científicas ,así como tratados para profesores y estudiosos de las últimas novedades en todas

las ramas de la Física y las Matemáticas.

 

En un solo año tuvo preparadas sus tesis,cuando lo habitual eran 3 o 4 , y fueron estudiadas a

fondo por el tribunal examinador,el cual otorgó a las mismas el calificativo de sobresaliente

“cum laude”.

 

Inmediatamente ,Andrés comenzó a recibir ofertas de trabajo ,tanto de prestigiosas universidades

como de centros de investigación públicos y privados.

Pero a él no le atraía la enseñanza y la investigación era siempre una tarea colectiva,algo que no

iba con su carácter individualista,así que amablemente declinó las ofertas.

 

Aunque no tenía la certeza de su vocación,si que intuía que su futuro pasaba por la fundación

y puesta en marcha de una empresa. Lo que no sabía todavía era que tipo de empresa quería

fundar. Por ese motivo,mientras tomaba la decisión, pensó que debía ampliar sus estudios

para lo que  solicitó y obtuvo nuevas becas con las que mantenerse para atender a los cursos

de “astrofísica”,”criptografía”,”mecánica  cuántica y relatividad” y “computación avanzada”.

Como era de esperar superó los  cursos con la mejor calificación posible y volvió a matricularse

en los cursos de “matemáticas financieras” y “dirección de empresas”,los cuales terminó con

con sendos sobresalientes.

 

Poco a poco ,sin prisas pero sin pausa, fue forjándose en su mente la idea que acabaría

materializándose en la práctica.

 

Regresó a su pueblo natal, donde tanto su padre como sus hermanas lo recibieron con

 

 

orgullo por sus logros académicos y le hospedaron con alojamiento y alimentación  caseros,

lo cual le supo a gloria tras varios años consumiendo comida basura.

 

Descansó un mes completo, lo que para él resultaba inaudito ,antes de pasar a la acción.

Transcurrido ese periodo se puso manos a la obra.

 

 

Lo primero que debía hacer era solicitar un préstamo a un Banco, para afrontar los gastos

de instalación y apertura de la empresa,así como para cubrir las pérdidas de los primeros

meses ,que sin duda serían deficitarios.

Así pues ,visitó uno por uno todos los Bancos de la capital, encontrándose en todos los

casos con negativas ,si no aportaba garantías suficientes o avales aceptables para las

entidades de crédito.

 

La situación le resultó inesperada,por cuanto no había previsto que se le negasen los

50.000 euros que necesitaba.

La única solución que le quedaba era acudir a su padre para que le avalase el préstamo

con la casa familiar, pero pensaba que eso era pedirle demasiado,pues si por un error

de cálculo, inverosímil para él, fracasaba el proyecto, su padre perdería su hogar y tendría

que refugiarse junto con sus hermanas debajo de un puente.

 

No obstante convencido al 100% de que la iniciativa sería un éxito,se armó de valor y

le explicó a su padre la situación en la que se encontraba. Este no lo dudó un instante y le

dijo que contara con él ,conocedor de que su hijo sacaba adelante todo lo que se proponía.

 

De este modo se materializó el préstamo y en cuanto tuvo la cantidad depositada en su

cuenta,comenzó las gestiones para el alquiler de una nave bien situada y la compra de

maquinaria  y mobiliario  necesarios para el desarrollo del negocio.

Respecto al capital humano calculó que para empezar le bastaría con una secretaria

y un asistente.

 

Resolvió lo de la nave satisfactoriamente ,adquirió la maquinaria al mejor postor,compró

los muebles y accesorios de oficina y tras varias entrevistas contrató al personal que le

pareció mas idóneo.

 

Así pues,tras largos años de aprendizaje y desgaste de ojos y codos ,había llegado el día señalado.

 

Era un lunes del mes de mayo, cuando se levantó temprano y después de asearse y tomar

un frugal desayuno,se dirigió en la  motocicleta  prestada por un amigo, a su nueva empresa.

El corazón le latía con mas fuerza de la habitual cuando abrió con llave la puerta que daba

al pequeño recinto de la oficina. Al cabo de unos minutos llegaron puntuales la secretaria

y el asistente.

 

Mientras tanto él ya se había cambiado de ropa y estaba revisando que todo estuviese a punto.

 

Lentamente se encaminó hacia la persiana metálica de la nave,desenroscó los pernos que

la tenían sujeta al suelo y la hizo rodar en sentido horizontal hasta que quedó totalmente

abierta. Luego con ademán decidido salió afuera y dio unos cuantos pasos ,hasta que se detuvo

y se volvió a contemplar el cartel luminoso que se encontraba sobre la fachada ,encima de

la puerta. No pudo contener una lágrima,cuando alzando la vista leyó:

 

                                           RECAUCHUTADOS  ANDRES

 

 

                                                         

                                                                                                        Tío Eulogio

                                                                                                         febrero 2013

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.