La cancion del final cap 4 : La iniciacion parte 2

Por
Enviado el , clasificado en Ciencia ficción
107 visitas

Marcar como relato favorito

La segunda prueba

            -Felicidades, ganaron-Dijo Huascar, refiriéndose al grupo de Nahuel. Ahora los perdedores quítense sus armaduras, se viene la segunda prueba. Espero a que ningún atacante tuviera puesta la armadura, y los puso de rodillas con sus manos en la cabeza –Traigan el látigo- dijo después de un rato en silencio. El supervisor que había sido atacado por Yamai se acercó con una mirada  que indicaba que preferiría dárselo a los contrincantes.

            -Bueno, tómalo- le dijo al chico nervioso, este lo tomo y le comunico- elegí uno y golpéalo. ¡Vamos! No tenemos todo el día. El chico de nombre desconocido (no lo había dicho en los dos días que duro la mini guerra) tomo el látigo y golpeo a uno de los chicos que tenía más cerca, -bien el siguiente-Nahuel se escondió detrás de uno de sus compañeros esperando que no le tocara a él, pero ese aciago momento llego, Nahuel miro a su padre y este negó lentamente como queriendo pasar desapercibido. El muchacho se negó a tomar el látigo, inmediatamente voces graves comenzaron a gritarle que lo hiciera Nahuel se quito el casco y tapo sus oídos, pero las voces no paraban, eran más fuertes inclusive. Todo pareció dar vueltas tomo el látigo de manos de su compañero que lo miraba como si supiera lo que estaba pensando, no podía hacerlo pero el suplicio de las voces no se detenia-¡Basta!- dijo. El capitán de la Comblin lo miraba como si estuviera loco

-¡Hazlo!- Su padre se adelantó y lo tomo por sus hombros y se lo llevo lejos-¡Nahuel!-dijo su padre-¿Que estas escuchando? Puede ser… la maldición familiar ¿estas teniendo un brote psicótico? ¿Escuchas voces? ¿Sabes que no son reales no? Las voces no se habían detenido un instante, como desmintiendo las palabras de su padre. Finalmente empezaron a dirigirse al grupo. –Parece ser que el único que gano es Nahuel-dijo con sospecha el capitán de la Comblin- la prueba era para ver como reaccionaban ante la injusticia, y perdieron tanto los atacantes como los defensores…-  el chico nervioso se acercó. Saco un arma cinética y sin pensarlo disparo a quemarropa a Quillen.

            Nahuel no sabía si lo que veía pasaba de verdad, pudo sentir la vida de su padre con la sangre escurriéndosele por entre los dedos en el pecho de su padre. Todo pareció detenerse solo las voces continuaban gritándole que era su culpa.

            Sus nuevos compañeros y los supervisores saltaron e intentaron desarmar al chico pero este fue más rápido, apunto hacia su cabeza, grito-¡PERDON¡- y gatillo otra vez. La bala repartió los sesos del muchacho por la cara de los supervisores que estaban más cerca. Los médicos que supervisaban ya no podían hacer nada, El mundo pareció correr otra vez, esta vez imparable al ritmo de la sangre que fluía y las toses sanguinolentas de  su progenitor.

https://www.patreon.com/IvanGarcilaso

No olviden darle me gusta, suscribirse, comentar o compartir si les gusta el relato, asi ayudan a que llegue a mas gente y que la historia crezca. Desde ya muchas gracias.


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

ElevoPress - Servicio de mantenimiento WordPress Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed