Cerveza con espíritu

Por
Enviado el , clasificado en Humor
340 visitas

Marcar como relato favorito


En cierta ocasión mientras tomábamos ávidamente cerveza en la terraza del bar, imaginábamos como sería la "Iluminación". El único que lo sabía era Pablo, ya sabéis, de sobrenombre "el Iluminado".

Ahora ya era posible añadir "espíritu" a la botella de cerveza. Así que si te tocaba una "birra espiritual", te hacía un efecto como de "trascendencia", vamos que te creías la ostia.

Ya no se bebían cañas, todas las birras venían en botella, de esa manera se podía añadir el "espíritu" en algunas botellas y hacer promociones.

Un laboratorio de dudosa reputación (ya había tenido problemas en tiempos de la vacunación) había descubierto como extraer "espíritu" del espacio. Las acciones de la Compañía se pusieron por las nubes. Se dice que el Vaticano invirtió una pasta enorme para hacerse con los derechos de producción y copar el mercado. Por otro lado, ahora sí que podrían ofrecer el cielo, previo pago claro.

El "espíritu" también se podía añadir a botellas de vino y allí dónde fuera posible envasarlo. De esta manera todos los que vendían productos envasados o embotellados, anunciaban en su publicidad que algún envase o botella podría contener "espíritu".

También podías entrar en un bar y pedir una birra con una lata de aceitunas y una bolsa de patatillas. Y cuidado eh!!!, que te abrieran todo allí mismo en la mesa, no vaya a ser que te dieran el cambiazo.

Lo mejor era ampliar las posibilidades de sorber o comer un poco de espíritu. Se decía que el gramo iba más caro que una dosis de "soma". Imagínate, más caro que el "elixir de la inmortalidad". Los teóricos de lo inusual dicen que los Titanes y los Dioses se pelean permanentemente por el rico "elixir".

La cosa había cambiado bastante ya que se daba el caso que un psicópata, podía iluminarse tomando una birra. Era un cabronazo y de repente, ¡Santo! 

La verdad es que sí te lo pones a pensar, que cambie tu vida de esa manera porque te has tomado una de mejillones en escabeche...
Ufff... qué fuerte.

De un archivo que surgió esta mañana del hipocampo, mientras me tomaba el pamboli con una birra que afortunadamente llevaba "espíritu".
Que gusto...hummm!!! 

 

 


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

ElevoPress - Servicio de mantenimiento WordPress Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed