Calor

Por
Enviado el , clasificado en Adultos / eróticos
3593 visitas

Marcar como relato favorito

Calor, dícese de la sensación que se experimenta al entrar en contacto con un cuerpo caliente, yo digo que es la sensación de entrar en contacto contigo, con tu piel, con tus latidos, con tu aliento y tu respiración en mi piel.   Es el cosquilleo que me envuelve al dibujar con mis manos tus curvas desnudas bajo las sábanas, es la conexión al sentir tu calor a través de ellas, a acariciar tus labios con los míos, es el lenguaje de tu lengua y la mía, es el deseo creciente por sentirte más junto a mí, es el deseo de que me hagas tuyo entre las caricias y los jadeos que se pierden en el silencio.   

Es la magia de sentir el planeta de tu sexo con el mío en erección cuando aumentas este calor que se convierte en ardor hasta las entrañas. Es conquistar Venus que baja por el río de tus piernas y aviva la llama que en mí nunca se apaga.  

Eres el fuego que anhelo y deseo al ser parte de tu cuerpo, eres el viaje a la luna con gravedad cero durante el vuelo entre tus pechos, y tus pezones erectos ardientes de calor; eres el sabor que llena mi boca, el calor naciente del deseo y la pasión.  

Me quemas con las ardientes llamas de la punta de tus dedos abrasándome entre mis gemidos perdidos entre tu pecho y el mío; a tu universo infinito me llevas y me quemas con tu llameante lengua que mi sexo calienta y de placer revienta.   

Calor es lo que extraño y necesito y que solo con tu piel dulce como la miel me quito; eres tú mi brillante luz, calor es el lazo en el que tu cuerpo abrazo.


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

ElevoPress - Servicio de mantenimiento WordPress Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed