Crepúsculo insólito

Por
Enviado el , clasificado en Reflexiones
147 visitas

Marcar como relato favorito

La música surge profunda y maravillosa en la conciencia. La cerveza transita lentamente hacia abajo, fresca y gustosa, afrutada y floral.

El humo del peta translúcido y azulón, especiado, tipo haze, se diluye en el espacio formando capas superpuestas con aromas a "botafumeiro".

Un nuevo atardecer cálido, sosegado y lúcido, transcurre a mi alrededor, formando pensamientos circundantes que  danzan en mi mente proponiendo imágenes insólitas.

¿Cuál será su origen?

Cierro los ojos y veo fluidos de energía de formas aleatorias que tocan mi propio espacio. No puedo saber si es la imaginación o existen realmente. Pero entonces me precipito en un bucle de ideas intentando descifrar lo que es real y lo que no es real. No lo consigo.

No sabemos si existimos como nos percibimos.

No sabemos si pensamos o nos piensan.

Supongamos que nos piensan desde otro estado más "elevado". ¿Habrá también un perro que piensa a mi perro?

También puede ser, que el que piense de verdad tenga varios personajes, como avatares en un juego, es decir, no sé qué decir, no me imagino como se gestiona eso.

Bueno, creo que me he ido un poco.

Empieza a sonar Moby y me recupero, qué alivio, vuelvo a ser yo.

¿Y quién es yo?

Mi cuerpo
Mi mente
Mi cuerpo y mi mente 
Ninguno de los dos

(???)

 

 

 

 


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

ElevoPress - Servicio de mantenimiento WordPress Librería online y red social de lectores

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed