EL RECONOCIMIENTO : ACEPTACIÓN (2-1)

Por
Enviado el , clasificado en Drama
432 visitas

Marcar como relato favorito

                                  EL  RECONOCIMIENTO: ACEPTACION

                                                          (2-1)

 

Jeremías, estaba  consiguiendo  de  la  vida, todas  sus  metas. Una  de  ellas  era estudiar  criminología. Su  padre, al  principio  no  estaba  muy  de  acuerdo, pues quería  que  siguiera  los  pasos  de  la familia, ser militar. Sin embargo  desde pequeño siempre  le  había  tirado  los  crímenes, sobre  todo, los  asesinatos  en  serie. Después de  mucho  tiempo, luchar  contra  su  padre , para  que  le  dejara  estudiar  lo  que tanto  le  gustaba,  lo  próximo,  era  conseguir  que  aceptara  su  sexualidad.

Ahora  tenía  una aliada, su  madre  y  un  amigo,  aunque  no  tenía  muy  claro, lo  que  quería  tener  con  él. Debido  a  las  circunstancias  relacionadas  durante  su  vida  con  esa  persona, todavía  no  podía  tenerle  delante  y  hablarle  con  normalidad. Le  gustaba, si. Siempre  había  sentido  algo  especial  por  él, desde  primaria, pero  Jesús, se  había  ganado  con  creces  su  desconfianza  y   rechazarlo  una  y  otra  vez. Había  conseguido  ser  amigos, pero  aunque  Jesús  cada  vez  era  más  cariñoso, más  atento, intentaba  acercarse  a  Jeremías   más  a  menudo, todavía  sentía  que  no  lo sentía  sincero.  

Jeremías, ahora  se  encontraba  con  fuerzas  de  comerse  el  mundo. Decidió  irse  a vivir  a  Mallorca.  Le  salió  una  plaza  de  trabajo  en  la  comisaria  de  palma. Su padre,  se  enfado. Su  madre,  lo  entendió, pues  era  su  confidente, su  gran  amiga, aparte  de  consejera. Uno  de  los  consejos  que  su madre  le  dijo  fue,  que  buscara trabajo  fuera  de  Grana  y  viviera  su  vida, siendo  feliz.

Jesús   cuando   se   entero, que  Jeremías  se  iba  de  Grana, estuvo  detrás  del,  hasta que  consiguió  que  aceptara   poder   irse  con  él. Le  dijo  que  sería  beneficioso  para él, poder  pagar  y  tener  todos  los  gastos  a  medias.  Jesús  también  había terminado  sus  estudios. Era  médico  de  familia. Enseguida  que  supo  que  Jeremías  iba  a  pedir  destino  a  Mallorca, le  falto  poco  para  solicitar  un  puesto  también  en  la  isla, cerca  del  destino  de  Jeremías.    

Jesús,  termino  convenciendo  a  Jeremías  y  al  poco  tiempo  se  fueron  a buscar  vivienda, pues  le  aceptaron  a  los  dos  el  traslado  en  la  isla.

Jesús  había  hablado con  sus  padres. Estaban  al  corriente  de  todo  lo  ocurrido  con  Jeremías. No  lo  entendían, pero  lo  apoyaron  en  su  aventura. Solo  le  pusieron  una  condición. Si conseguía  terminar  junto  con  Jeremías, deberían  respetar  el  día  que  sus  mayores  estuvieran  presentes, guardar  las  composturas  y  desde  luego, no  provocar  habladurías   entre  las  personas  cercanas  a  ellos. Aunque  todos  supieran  que  le  gustaba  un  hombre. Jesús  acepto, les  dio  un  gran  abrazo  y  las  gracias  por entenderlo.

Eran  los  años  1965, por  entonces   ya  se  escuchaba  de  E.T.A. Jeremías  empezó  a  tener  miedo  por  su  padre, pues  por  aquellos  años  empezaron  a  poner  coches  bomba  en  los cuartes. Su  madre , lo  tranquilizo  y  un  viernes  del  mes  de  Marzo, tanto  uno  como  el  otro,  cogieron  sus  maletas, un  vuelo, destino  Palma.             


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

ElevoPress - Servicio de mantenimiento WordPress Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed