EL LOCO (1-3)

Por
Enviado el , clasificado en Cuentos
428 visitas

Marcar como relato favorito

EL   LOCO  (1-3)

 

Mientras  caminaba  se  encontró  un  montón  de  hormigas, todas  iban  en  fila, cada  una  llevaba  algo  en  su  lomo. Él  loco  se  quedo  observándolas, percatándose  que  cuando  él  le  daba  con  el  pie  y  las  alejaba, todas  acababan  volviendo  a  trabajar  juntas  y  lo  curioso  confiando  una  en  otra.

Le  llamo  la  atención  una  que  no  pudiendo  volver  y  quedándose  sola, terminaba  perdida, dándose  cuenta que  andaba  en  círculos, sin  rumbo, terminando muriendo. Acercándose  al  grupo  llamando  la  atención  de  una  de  ellas;

--- ¡hola! ¿Por qué  vais  todas  juntas?

 ----  Nosotras  somos  la  confianza  y  la  amistad. Estamos  trabajando, debemos  acumular  alimentos. Esta  apunto  de  venir  las  corrientes,  y  si  no  lo  hacemos  juntas, moriríamos  todas  por  falta  de  comida.

--- ¡Perdona! ¿ y  esa  que  se  quedo  a  tras?--- Algo  la  aparto  y  al  caer  se  enfermo. Viendo  que  no  podía  seguir, por  solidaridad  a  las  demás,  se  fue  a descansar.

Viendo  el  loco  que  en  su  vida  necesitaba  a  un  gran  amigo  que  fuera de  confianza  y  que  si  tuviera  algún  día  dar  la  cara  por  él  lo hiciera, decidió  acercarse  a  la  primera  persona  que  encontrara. Viendo  por  el  camino  a  dos  jóvenes  muy  cercanos  decidió  secuestrar  a  uno  llevándoselo  con  él, con  engaños, para  que  lo  siguiera  en  su  viaje.

Después  de  conseguirlo  siguió  con  su  búsqueda, viendo  a  lo  lejos una  pareja  de  Leones, gruñendo  con  un  sonido  atroz. Se  acariciaban, se  lamian  entre  sí, se  veían  fuertes, muy  fuertes.  El  loco  se  acerco  y  les  pregunto  qué  hacían, contestándoles  que  él, era  la  fuerza  de  la  manada  y  que   estaba  con  su  amada, por  eso  se  veía  tan  feliz. Se  quedo  pensando  que  deseaba  tener  amor  en  su  vida  y  ser  fuerte.

Decidió  que  tenía  que  buscar  a  una  compañera  para sentir  el  amor. ¡Pensó! Menos  mal  que  por  lo  menos  tengo  algo, yo  soy  muy  fuerte. Por  el  camino  encontró  una  muchacha, le prometió  muchas  joyas  y  una  vida  despreocupa, a cambio  de  su  amor. Donde  la  convenció  terminando  aceptando.

 Caminando  juntos, retornando  su  camino  los  tres  jóvenes. La  joven (el amor), el  muchacho, (confianza  y  amistad)  y  el Loco, mas  todo  lo  que  iba  robando  por  el  camino  o  quitando  con  artimañas.

Durante  su  trayecto, una  y  otra  vez, se  iba  encontrando  todo  lo  que  a  él  le  faltaba, hasta  llegar  a  completar  la  perfección. Habiendo  conseguido  todo  para  ser  feliz completamente, decidió  buscar  la  puerta  de  retorno, encontrándose  por  el  camino  un  duende  ciego.


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

ElevoPress - Servicio de mantenimiento WordPress Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed