El deber (historia a base real, inspirada en los documentos de la época)

Por
Enviado el , clasificado en Varios / otros
136 visitas

Marcar como relato favorito

Sobre ya proclamado "El conquistador del Constantinopla", se decía que tiene más preferencias homosexuales que heterosexuales.

De hecho, sus sevientes engordaban exageradamente a las mujeres, para que le gusten.

En el asedio de los siguientes días, cuando uno de ellos encontró a I. Paparazoglu (apellido no confirmado), la vio muy guapa pero muy flaca. 
Pensó que si la vestía de hombre, será por el gusto de su dueño. 

El plan ha sido un éxito: I. gustó a su amo, más de que lo había pensado: el recién conquistador de Constantinopla dejó todas sus obligaciones y privilegios a base de su conquista y se dedicó únicamente a ella.

Hasta que...

Hasta que un viejo sabio le recordó sus obligaciones. 
Entonces, consideró su nueva "debilidad" cómo "el ojo del diablo", una inminente amenaza en su ascenso de dominar el mundo, así que, pensó hacer de ella un ejemplo para la eternidad: ordenó que se presentara con su mejor vestido y una corona en la cabeza, delante de su ejército, su pueblo, etc.

Delante de todos, con un solo golpe de espada, le cortó la cabeza. 

La guapa cabeza de la joven I., hacía giros en la tierra, hasta que se quedó en un sitio con los ojos bien abiertos.

La sangre hizo un charco a su alrededor. 
Desde entonces, el "conquistador", no tuvo ninguna mujer y murió sin descendencia. 


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

ElevoPress - Servicio de mantenimiento WordPress Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed