Soy de Madrid, pero...

Por
Enviado el , clasificado en Varios / otros
415 visitas

Marcar como relato favorito

          Ya que me preguntas, diré que soy de Madrid, ciudad que me vio nacer y lugar donde he pasado gran parte de mi vida. Sin embargo, he de confesar que no soy de los que profesan un amor sin cuartel por los lugares. Sin ir más lejos, poniendo un ejemplo futbolero para ilustrarlo, diré que mi primer recuerdo es el de comprar un llavero del Atlético de Madrid. Sin embargo, me declaro merengue y tengo una biografía de Don Santiago Bernabeu que contiene mayormente anécdotas de otro tiempo. Dicho esto, llegué a declararme públicamente culé el año en que Ronaldo Nazario deslumbró con su potencia y regate en el Barcelona. Incluso le fui infiel a mi propio país durante un tiempo, tras ver a Brasil en la final del Mundial de 1970. Y eso que seguí el partido en diferido creyendo en mi mente de niño, iluso de mí, que aquella retrasmisión era en directo. 

         Soy de Madrid porque aquí me crié y me eduqué. Sin embargo, desconozco sus calles, me pierdo hasta en mi propio barrio y cualquier turista, a poco que se haya informado, obtendría el carnet de madrileño con mejores notas que un servidor. No obstante, no creo que esto sea enteramente mi culpa. Mis padres me inculcaron el amor por las tierras castellanoleonesas y gallegas, por su cocina, por su paisaje y su paisanaje. Mis tíos me hablaron maravillas de Extremadura, el País Vasco y Catalunya. Visité gran parte de Andalucía. Y luego queda el recuerdo imborrable de las vacaciones de verano mediterraneas por toda la Comunidad Valenciana y las visitas a Aragón y Murcia. Eso sin dejar de mencionar mi pasión por el ilustre hidalgo Don Quijote de la Mancha, disfraz, serie de dibujos y cancioncita pegadiza incluidos. La obra de Cervantes me hizo amar los colores manchegos y los molinos de viento que, por más que los miraba con asombro en busca de lo que mi admirado caballero pregonaba, nunca tornaban en gigantes.

 

       Soy de Madrid sin duda, de España por añadidura. Supongo que la cultura y el idioma materno quedan ahí para siempre. No obstante, cada país donde he estado, cada continente que he visitado, forman, de alguna manera, parte de mí. Sé, por mencionar algunos, que nunca británicos, alemanes o franceses, tan suyos, me considerarán uno de ellos. Soy consciente de que ser japonés sé es o nunca se será, incluso aunque algún lejano día llegase a dominar el idioma y fuese capaz de, imbuido con el espiritu Nipón, contemplar un paisaje, vivir una estación del año en la meditación y plasmar todo eso en un "Haiku". 

 

      Soy de "Madrí", la cuna del requiebro y del chotis. Disfruto de "El Retiro", admiro la fuente de la diosa Cibeles, me encanta contemplar los lienzos que cuelgan del museo del Prado. No puedo, ni quiero, ni debo dejar de mencionar el Palacio Real, la Catedral de la Almudena y la Plaza Mayor. 

 

         Sí, soy de Madrid, pero también de todo los lugares a los que he ido leyendo novelas. Unos imaginarios como los de "La Historia Interminable". Otros reales, dibujados en el pasado, en islas y mares donde Sandokan vivía sus aventuras. Me he adentrado en interminables llanuras y desiertos, compartiendo con los colonos americanos los peligros del viaje hacia la promesa de una vida nueva. He ido en pos de Moby Dick, la ballena blanca; he acompañado al Conde de Montecristo en su búsqueda del tesoro de Spada. Cinco semanas en Globo, 20.000 leguas de viaje submarino y un viaje profético a la Luna. He visitado el futuro gracias a H.G.Wells y su máquina. Me he aventurado hasta la época de los dinosaurios para ver, con horror, como aquel cazador nacido de la pluma de Kipling pisaba una mariposa cambiando para siempre el futuro del mundo y de la propia humanidad.

        Soy de Madrid, pero también de muchos sitios y quizás de ninguno. Soy de los que ponen el acento en la experiencia, en la compañía y en las personas por encima del lugar.


¿Te ha gustado?. Compártelo en las redes sociales

Denunciar relato

Comentarios

COMENTAR

(No se hará publico)
Seguridad:
Indica el resultado correcto

Por favor, se respetuoso con tus comentarios, no insultes ni agravies.

Buscador

ElevoPress - Servicio de mantenimiento WordPress Zapatos para bebés, niños y niñas con grandes descuentos

Síguenos en:

Facebook Twitter RSS feed